Un expolicía y una presidenta municipal, entre los 12 ejecutados del día

jueves, 28 de junio de 2012 · 22:23
MÉXICO, D.F. (apro).- Al menos 12 personas perdieron la vida en distintos estados del país, en hechos presuntamente vinculados con el crimen organizado. En Veracruz, la Procuraduría General de Justicia (PGJ) confirmó el asesinato de la alcaldesa de Tlacojalpan, Marisol Mora Cuevas, quien fue secuestrada el domingo 24 en su domicilio. En Morelia, Michoacán, un expolicía municipal de Nahuato, identificado sólo como Alfredo, de 32 años, fue asesinado por hombres armados dentro de su negocio. Durante el ataque, la víctima recibió al menos cuatro impactos de bala que le quitaron la vida de manera instantánea, mientras que el establecimiento de su propiedad sufrió cuantiosos daños materiales. Por otra parte, un hombre de 23 años fue asesinado durante la madrugada en la colonia Esperanza, del municipio de Nezahualcóyotl, Estado de México. La víctima fue identificada como Edgar García Hernández, quien recibió varios impactos de bala cuando se encontraba sobre la calle 1, entre Cielito Lindo y Chimalhuacán. Testigos informaron que los presuntos homicidas viajaban a bordo de una motoneta, por lo que se presume que se trató de un ajuste de cuentas. En la colonia Benito Juárez, del mismo municipio, dos personas resultaron lesionadas tras una balacera que se suscitó la madrugada de este jueves al interior de un bar llamado “La Jarra”. En otro hecho, en la colonia Ampliación 5 de Mayo, a pocos kilómetros de la carretera federal México-Pachuca, en el municipio de Tecámac, fue hallado el cadáver de un hombre de aproximadamente 35 años. De acuerdo con los peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM), el cuerpo de la víctima presentaba al menos 12 heridas producidas por arma de fuego. En la zona serrana de Choix, en Culiacán, Sinaloa, seis cuerpos fueron hallados en avanzado estado de descomposición. Los cadáveres, semienterrados en una fosa localizada en los límites con el estado de Chihuahua, fueron “rescatados” por personal de una casa funeraria. De acuerdo con la Policía Ministerial del estado, personal de la funeraria había sido contratado para un sepelio, pero fue interceptado por hombres armados, quienes guiaron a los empleados hasta la comunidad de Bacayopa para que rescataran los restos.

Comentarios