Hallan muerto a cómplice del asesinato de exgobernador de Colima

lunes, 4 de junio de 2012
COLIMA, Col. (apro).- Óscar Ulises Mariscal Ríos, agente de la Policía Estatal Preventiva (PEP), a quien se señala como presunto cómplice en el asesinato del exgobernador Silverio Cavazos Ceballos, fue encontrado muerto en un predio rural del municipio de Villa de Álvarez, informó la procuradora general de Justicia de la entidad, Yolanda Verduzco Guzmán. El cuerpo, localizado el 27 de mayo pasado, permaneció en calidad de desconocido hasta que se obtuvieron los resultados positivos de la revisión de sus huellas digitales y fue identificado por dos de sus familiares, según la dependencia. Mariscal Ríos, elemento de la PEP asignado al municipio de Ixtlahuacán, fue relacionado con el homicidio del exmandatario pocos días después del suceso, ocurrido el 21 de noviembre de 2010, debido a que una de sus huellas digitales fue descubierta en el interior de la camioneta Jeep Patriot en la que se trasladaban los participantes en el crimen. Desde entonces, el policía se encontraba prófugo y había sido incluido en el sistema de recompensas de la Procuraduría General de la República (PGR), con un ofrecimiento de 3 millones de pesos para quien proporcionara información que llevara a su captura. En conferencia de prensa ofrecida junto con otros miembros del gabinete de seguridad, la procuradora general de Justicia indicó que, a pesar de que los grupos de inteligencia de la corporación contaban con “información valiosa”, que podía acercarlos a la detención del presunto implicado, esto no se concretaba. Y ello fue así, dijo, debido a que Oscar Ulises Mariscal Ríos permanentemente cambiaba su ubicación, “permaneciendo por periodos muy cortos de tiempo en áreas despobladas y cerriles de la región, ocultando su verdadera identidad física, lo que nos complicaba materializar su detención”. Yolanda Verduzco manifestó que dentro del proceso de búsqueda y localización de Mariscal, la mañana del 27 de mayo, en un predio conocido como El Perico –ubicado aproximadamente a 300 metros de la carretera Villa de Álvarez-Minatitlán– fue localizado el cadáver de una persona del sexo masculino, con aspecto de indigente que utilizaba cabello largo, barba y bigote, y no portaba identificación, pero mediante las investigaciones y pruebas periciales se logró saber que se trataba de Óscar Ulises Mariscal, lo que fue confirmado posteriormente por sus familiares. La funcionaria destacó que este hallazgo fortalece la investigación sobre el crimen de Silverio Cavazos, pues se han obtenido datos importantes para la indagatoria, ya que junto con el expolicía “hay otras personas de las que también se tiene información valiosa para su posible localización y captura”.

Comentarios