Calderón analiza irse de México; el PAN necesita ser reconstruido

jueves, 5 de julio de 2012
MÉXICO, D.F., (apro).- El presidente Felipe Calderón analiza la posibilidad de salir de México, declaró en una entrevista publicada este jueves por el periódico Milenio y firmada por el periodista Ciro Gómez Leyva. —    ¿Se queda en México? –preguntó Gómez Leyva. —    No lo sé todavía. Es probable. De hecho, mi familia y mis niños tienen claramente las ganas de quedarse. Yo lo que tengo que ver son las opciones profesionales que tenga a futuro y, en parte, por ejemplo, entre esas opciones está el ejercicio profesional mío y de Margarita, en términos de la abogacía, la consultoría, la economía, las políticas públicas, las elecciones, también. Pero, también, yo creo que hay que guardar cierto margen entre el fin de una administración y el ejercicio profesional mismo, incluso para evitar ciertos supuestos o ciertas presunciones de conflictos de intereses. El presidente Felipe Calderón también opinó sobre la inconformidad de Andrés Manuel López Obrador respecto al resultado de la elección presidencial, por considerar que existen suficientes elementos para demostrar un fraude electoral: “Yo lo respeto. Es un candidato que tuvo un buen desempeño en esta contienda electoral, y no quisiera yo juzgarlo. Tal vez te diría que en las últimas horas ha tenido un comportamiento predecible, vamos a llamarlo así”. Calderón opinó que es indispensable reconstruir al PAN después de la derrota electoral del primero de julio, cuando el partido fue relegado a la tercera fuerza política: “Yo afirmo y creo que hay que refundar al PAN, hay que reconstruirlo desde los cimientos hasta la cúpula, piedra por piedra. Eso implica una labor titánica que me parece que debemos emprender todos los que queremos, no sólo queremos al PAN, sino que sabemos que es una opción necesaria en la vida política de México. En sus ideas, en sus principios, en su historia, en su compromiso democrático, en lo que hizo por el país, el PAN fue, finalmente, no el único, pero sí un protagonista y un impulsor principalísimo en la vida democrática en México. Cambió la historia sin disparar un tiro, y eso no puede quedarse así, no vamos a dejarlo así”. El periodista le preguntó si considera que el resultado de la elección sea un castigo de los votantes al desempeño de su gobierno. El presidente respondió: “De alguna manera, en lo que al gobierno toca, sí afirmo que la responsabilidad es compartida y que son muchos factores, y que uno de ellos es lo que la gente siente. Y la gente, para decirlo en pocas palabras, probablemente mucha gente no cumplió sus expectativas que tenía puestas en el gobierno y votó por otras opciones.¿Fue ese el único factor? No lo fue. ¿Fue el determinante? No lo creo, pero, ¿fue un factor? Sí, sí lo fue. Y por qué no cumplió este gobierno esas expectativas para esos electores, para muchos otros sí. Puede ser por varias razones. Una es por falta de logros o por falta de resultados. Otra puede ser por una falta de capacidad para transmitir esos resultados, esos logros, o puede ser una mezcla de las dos cosas”.          

Comentarios