Niega juez cancelar arraigo del falso "Chapito"

jueves, 5 de julio de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- Félix Beltrán León, a quien la DEA y la Marina confundieron con Jesús Alfredo Guzmán Salazar, El Alfredillo, uno de los hijos del líder del cártel de Sinaloa, Joaquín El Chapo Guzmán, deberá permanecer arraigado, luego de que un juez federal de esta ciudad negó la suspensión de la medida cautelar promovida por sus abogados. Beltrán León fue detenido el 21 de junio último en Zapopan, Jalisco, junto con su medio hermano Kevin Daniel Beltrán Ríos. Después del operativo, la Secretaría de la Marina emitió un comunicado en el que anunció la captura del hijo de El Chapo Guzmán. Ambos jóvenes fueron trasladados inmediatamente a las instalaciones de la Siedo; horas después fueron presentados a la prensa nacional, en medio de un aparatoso dispositivo de seguridad. En la conferencia, las autoridades federales anunciaron que los dos detenidos permanecerían bajo arraigo por 40 días. Ya en la noche, la Administración Antidrogas de Estados Unidos (DEA) filtró la información e que el detenido no era hijo del líder del cártel de Sinaloa, información que fue corroborada más tarde por la propia PGR. A pesar del equívoco de las autoridades federales, el juez cuarto de distrito en materia de amparo penal, Francisco Javier Sarabia Ascencio, rechazó conceder la suspensión definitiva a Beltrán contra la medida cautelar decretada por el juez primero especializado en cateos, arraigos e intervención de comunicaciones. Sin embargo, ordenó suspender de forma definitiva todo acto de incomunicación y maltrato al que pudiera ser sometido durante el arraigo domiciliario al que está sometido en el Centro de Investigaciones Federales de la Colonia Doctores, en esta ciudad.

Comentarios