Reporta Informe aumento en mortalidad

sábado, 1 de septiembre de 2012
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- En su sexto y último informe de gobierno, el presidente Felipe Calderón reconoció que durante su administración aumentó la tasa de mortalidad, que pasó de 4.8 defunciones por cada mil habitantes en 2006 a 5.1 en 2012. En la argumentación no reconoce que el aumento de las tasas de defunción se deban a la violencia desatada durante el sexenio, que como ha reconocido el INEGI  disparó las cifras de asesinatos, y solamente señala que esta situación se “mantendrá debido al proceso de envejecimiento poblacional”. Las causas que manifiesta el informe son el envejecimiento de la población, las enfermedades cardiacas y la diabetes, que no pudo ser reducida. No menciona nada sobre el incremento de los asesinatos. Aunque el informe presentado hoy al Poder Legislativo menciona como logros los estudios demográficos, migratorios y “la generación demográfica relevante” omite señalar que durante todo el sexenio ha sido cuestionado por ocultar las cifras de las personas asesinadas por la narcoguerra, los desplazados, los heridos, los huérfanos, las personas desaparecidas y los hogares sostenidos por las viudas. La semana pasa el INEGI dio a conocer que antes de acabar el sexenio se habían cometido 95 mil 632 homicidios en todo el país. En 2007 hubo 8 mil 867 muertes registradas por homicidio; en 2008 la cifra escaló a 14 mil 006; en 2009 a 19 mil 803; en 2010 a 25 mil 757, y el año pasado 27 mil 199. Este año la cifra continúa creciendo. En el rubro en el que presume la generación de estadísticas menciona: “se incorporaron estadísticas seleccionadas y sistematizadas de información temática y continua de hogares al portal de Internet de la Secretaría General del CONAPO, como parte de su acervo de indicadores demográficos para ofrecer una visión panorámica, a la vez que puntual, sobre el cambio en el volumen de hogares, el número de miembros por hogar, la composición y el tipo de hogares y tipo de jefatura. Además, se actualizó la sección de indicadores sobre migración internacional y sobre violencia intrafamiliar, por mencionar algunos temas”. El informe señala que, debido a los avances en calidad de vida, también que la esperanza de vida de los mexicanos” aumentó entre 2006 y 2012 pasando de 74.8 años a 75.7 años, respectivamente. Según estimaciones de la organización México Evalúa, al menos este sexenio, 24 mil mujeres se convirtieron en viudas y más de 45 mil niños y jóvenes se quedaron sin padre por la violencia.  

Comentarios