Defiende la Policía Federal tesis del secuestro en caso Tres Marías

lunes, 17 de septiembre de 2012
MÉXICO, D.F., (apro).-  La comisionada de la Policía Federal, Maribel Cervantes Guerrero, dio a conocer este lunes un informe sobre el caso Tres Marías en el que dos agentes de la CIA resultaron heridos. En conferencia de prensa, la funcionaria policiaca informó que la corporación a su cargo entregó a la Procuraduría General de la República (PGR) la documentación que acredita las investigaciones relacionadas con el secuestro de Salvador Vidal Flores Pérez, funcionario del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), registrado el pasado 24 de agosto en esa misma zona, horas antes del ataque al vehículo diplomático en el que viajaban los agentes estadunidenses y un elemento de la Secretaría de Marina. Esta versión se contrapone con la investigación que realiza la agencia de inteligencia de Estados Unidos que mantiene la línea del ataque directo a sus agentes, como reveló el diario La Jornada. La carpeta informativa, dijo, incluye la solicitud de apoyo a la Policía Federal, la denuncia ministerial presentada ante la Procuraduría General de Justicia del estado de Morelos, así como las órdenes de investigación a los oficiales de la Estación de Tlalpan de la PF. Desde el ataque a la fecha, la PGR ha requerido a la PF un total de 21 requerimientos diversos, los cuales se han cumplido en su totalidad en tiempo y forma, según la jefa policiaca. Asimismo, refirió que el día de los hechos la Policía Federal auxilió a las personas heridas trasladándolas a un hospital a la ciudad de Cuernavaca, Morelos, a fin de que recibieran atención médica oportuna y que los 12 elementos presuntamente involucrados en el ataque fueron puestos a disposición de inmediato. En total, dijo, 51 elementos federales han sido citados a comparecer, los cuales se han presentado a declarar puntualmente en las fechas que fueron requeridos, incluidos los 12 efectivos que se encuentran actualmente bajo arraigo. Cervantes Guerrero comentó también que en caso de comprobarse el uso excesivo de la fuerza, la falta de seguimiento en los protocolos de actuación o complicidad con el crimen organizado, se aplicarán las medidas y sanciones correspondientes. “No se tolerará ninguna acción contraria a ley y a los principios que rigen nuestra institución”, advirtió.  

Comentarios