Expediente Nicaragua: mexicanos impugnarán sentencia

martes, 29 de enero de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Este miércoles, los 18 mexicanos condenados a 30 años de cárcel en Nicaragua impugnarán la sentencia ante el Tribunal de Apelaciones de Managua (TAM), informó el abogado defensor Ramón Rojas Urroz. El grupo, detenido en agosto del año pasado cuando intentaba cruzar el país a bordo de varias camionetas con el logotipo de Televisa, en las que transportaban más de nueve millones de dólares en efectivo, alega que su aprehensión ocurrió en una fecha previa a la que señalan las autoridades y que éstas violaron sus derechos constitucionales. Los 18 mexicanos fueron sentenciados el 18 de enero por tráfico internacional de estupefacientes, crimen organizado y lavado de dinero. Rojas Urroz explicó que el objetivo de la defensa es echar abajo el fallo del juez Édgar Altamirano, y el TAM declare no culpables a sus defendidos. El abogado agregó que las autoridades nicaragüenses negaron al grupo de mexicanos el derecho a la defensa. Detalló que “fueron detenidos en Las Manos (frontera de Nicaragua con Honduras) el 20 de agosto y no el 23 como, dicen las autoridades, por lo cual se les violaron sus derechos constitucionales. En Nicaragua, la legislación penal establece que los detenidos deben ser acusados dentro de las primeras 48 horas después de la aprehensión, o de lo contrario deben ser dejados en libertad. Sin embargo, señalan que los mexicanos fueron puestos a la orden del juez hasta el 25 de agosto. Durante el juicio, los investigadores policiales que fungieron como testigos alegaron que los sospechosos estaban retenidos mientras confirmaban si en realidad eran un equipo periodístico de Televisa en una asignación por Centroamérica. Según el expediente judicial, los 18 mexicanos ingresaron a Nicaragua el 20 de agosto y permanecieron en Las Manos mientras eran interrogados por separado hasta el 21. Al día siguiente, como se contradijeron en sus versiones ante los investigadores policiales, fueron trasladados hasta Managua. Ese día se hospedaron en un hotel capitalino y las camionetas fueron llevadas a la sede de la Policía nicaragüense. El 23 en la noche fueron apresados después de que una carta del embajador de México en Nicaragua, Rodrigo Labardini, confirmó que no eran trabajadores de la televisora. Rojas Urroz dijo que la apelación también busca que el TAM haga una nueva valoración de las pruebas porque considera que no quedó demostrado el tráfico internacional de estupefacientes y que la pena de 30 años es desproporcionada porque sus clientes no tienen antecedentes penales en Nicaragua. El TAM tiene las facultades para anular la sentencia, modificarla o anular el juicio por completo y ordenar que se efectúe uno nuevo. También puede confirmar la sentencia del juez Altamirano. En esta instancia la apelación puede durar hasta tres años. Si los defensores no están conformes con el resultado, pueden recurrir a la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia de Nicaragua.

Comentarios