Maude denuncia nuevo desacato de Montiel que le impidió ver a sus hijos

martes, 17 de diciembre de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Maude Versini no pierde la cuenta de los días que no ha visto a sus hijos desde que su expareja, el exgobernador mexiquense Arturo Montiel, se los arrebató: 734. A más de dos años, la ciudadana francesa vuelve a recriminar al exmandatario por incumplir una orden judicial. En su cuenta de Twitter @ MaudeVersini, escribió: “Mis niños no se presentaron ayer en El centro de mediación. Montiel no los llevo. Que crueldad. Hacerme venir desde Paris por 2 hojas y nada”. En otro mensaje, Versini Lancry afirmó que Eduardo Heredia,  abogado de su exesposo, permaneció escondido en el centro de mediación, hecho que –dijo– muestra claramente la complicidad de las autoridades. “Montiel está protegido por el Gobierno. Como pueden dejar una madre y sus hijos sin verse durante 2 años?”, fustigó Maude. La exesposa de Montiel también cuenta con una página web que lleva el nombre de sus tres hijos –Sofía, Adrián y Alexi–, donde subió un álbum con fotografías que reunió cuando disfrutaba con ellos, así como las múltiples entrevistas que ha concedido a medios mexicanos y extranjeros, y lleva el conteo de los días horas, minutos y segundos que no ha visto a sus hijos, a quienes a través de ese medio escribe lo que no les puede decir. En la última entrada de la página web, la ciudadana francesa publicó un mensaje en el que cuenta la pesadilla que ha vivido a lo largo de dos años. “Mi batalla y mis 3 hijos: Sofia, Adrián y Alexi”, tituló el texto. A partir del 1 de enero de 2012, subraya, los tres pequeños fueron secuestrados en México ilegalmente por Arturo Montiel Rojas, su padre, un poderoso político mexicano. “Quisiera abordar a todos los mexicanos, todos los franceses, todas las madres, todos los políticos y todos los periodistas, les ruego que me ayuden en esta guerra que vivo desde hace demasiado tiempo para encontrar a mis 3 hijos. Estoy desesperada. ¿Cuándo voy a volver abrazarlos?”. Lo que era un asunto privado entre dos padres divorciados, acusa, se convirtió en una cuestión política, porque ahora la justicia mexicana ha manipulado sin prueba alguna. “Esto ni siquiera me deja con el derecho de ver a mis hijos, los que más sufren del síndrome de alienación parental, que es terrible. Ellos son tomados como rehenes en problemas de adultos, por lo que son inocentes. Es una violación de sus derechos”, afirma Versini. Y pide: “Cierra los ojos, imagínate a ti mismo en mi lugar un minuto sin tus hijos. ¿Qué harías?”. Aunque Arturo Montiel “tiene los brazos largos”, Maude afirma que seguirá luchando hasta el final y nunca bajará los brazos, porque “una madre nunca se da por vencida”. Luego solicita el apoyo para firmar la petición que se encuentra en la página de change.org “devuélvanle a Maude sus tres hijos”, que cuenta ya con más de tres mil 700 firmas.  

Comentarios