Liberan sin cargos a dos indígenas adherentes al EZLN... cuatro años después

martes, 24 de diciembre de 2013
MÉXICO, D.F., (apro).- Antonio Estrada Estrada y Miguel Demeza Jiménez, indígenas tzetzales adherentes a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona en San Sebastián Bachajón –afín al zapatismo—fueron excarcelados por falta de elementos para procesarlos por robo con violencia y delincuencia organizada, después de casi cuatro años de permanecer presos. El anuncio lo hizo hoy el gobernador chiapaneco, Manuel Velasco Coello, en víspera de la Navidad y a siete días del 20 aniversario del levantamiento del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), a pesar de que a Demeza Jiménez le fue dictado el auto de libertad el pasado jueves 19. El indígena preso desde mayo de 2009, había sido trasladado recientemente al Centro Estatal para la Reinserción Social 5, en San Cristóbal de Las Casas, y fue ahí donde le fue notificado el auto de libertad dictado por el Juez Tercero Penal de Cintalapa de Figueroa por falta de elementos para enjuiciarlo por el delito de robo con violencia. La resolución se dio en cumplimiento a la sentencia de amparo 1478/2012 que le fue otorgado por diversas violaciones a sus derechos humanos cometidas por la Fiscalía Especializada Contra la Delincuencia Organizada (FECDO) de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Chiapas en octubre de 2010. Ese día también fue notificado de la extinción de la acción penal por el delito de secuestro que le imputó la misma FECDO, por lo que oficialmente quedó libre a partir de las 15:00 horas. Tras la liberación de Demeza Jiménez, la de Estrada Estrada –también adherente a la Sexta, quien se encontraba recluido en el Centro Estatal para la Reinserción Social de Sentenciados número 17 en Playas de Catazajá—sólo era cuestión de horas. El pasado 20 de octubre, a través de una carta, Estrada acusó al defensor público federal y al Ministerio Púbico de violar sus derechos porque en los días de su careo ninguno de presentaba a la cita. Denunció también al juez del juzgado mixto de Playas de Catazajá por sentenciarlo a siete años de prisión sin investigar el delito del que se le acusaba: asalto y delincuencia organizada, que nunca cometió. Velasco Coello anunció hoy, en un comunicado, la liberación de ambos indígenas tzetzales, simpatizantes del EZLN que, dijo, fueron recluidos injustamente en cárceles de Chiapas. Con estas liberaciones, añadió, “la administración actual finaliza un año de distensión que, en coordinación con la Federación, sumó la liberación de 17 presos reivindicados o relacionados directa o indirectamente con el zapatismo”. Ello, sumado a la resolución de algunos conflictos como el de San Marcos Avilés, abundó, “es muestra de voluntad política y respeto” que el actual gobierno comprometió desde su inicio. Velasco Coello, afirmó que su administración “ha sido en todo momento cuidadosa y respetuosa del quehacer de las comunidades indígenas zapatistas, valorando que tal contribución enriquece la pluralidad del estado. Nos hemos conducido y conduciremos siempre, con el lenguaje humano, político y respetuoso que merecen”.

Comentarios