Alcaldes michoacanos pagan "intereses" al narco, denuncian

lunes, 11 de febrero de 2013

MÉXICO, D.F. (apro).- El alcalde del municipio de Santa Ana Amaya, Michoacán, Ignacio López Mendoza, señaló que con el regreso del PRI al poder no se ha visto un mejora en la entidad. La violencia sigue su curso e incluso los presidentes municipales continúan pagando “intereses” al crimen organizado, subrayó.

De acuerdo con López Mendoza, hay una marcada colusión entre autoridades y delincuentes, y eso ha orillado a los ciudadanos a tomar las armas.

“La inseguridad es algo que nos está afectando, es algo que todo mundo lo sabe, pero nadie lo dice, ¿por qué? Porque nosotros tenemos que lidiar con la delincuencia organizada, tenemos que pagar intereses a ellos, y es algo que nadie lo dice”, subrayó en la Primera Emisión de Noticias MVS, que conduce Carmen Aristegui.

Luego de participar en un encuentro de la Federación Nacional de Municipios de México, la Asociación Nacional de Alcaldes y la Asociación de Autoridades Locales de México, el edil agregó: “No me pregunten cuánto ni a quién (pago), ustedes ya lo saben, pero esto es algo que también nos está pegando”.

De acuerdo con los dirigentes de las organizaciones mencionadas, en el sexenio pasado al menos mil 251 funcionarios municipales fueron asesinados a manos del crimen organizado en México, entre ellos 31 alcaldes.

“Ha habido un crecimiento desorbitado en la pérdida de vidas de alcaldes, motivada por la problemática de la delincuencia organizada. La cifra es de 31 alcaldes hasta este momento (...) Hay una gran cantidad de exalcaldes, alcaldes electos que han perdido la vida. Estimamos que hay más de mil 200 funcionarios municipales responsables de las áreas de seguridad, regidores, que también han  perdido la vida”, aseguró Sergio Arredondo, secretario general de la Federación Nacional de Municipios de México (Fenamm).

Según López Mendoza, debido a la colusión entre autoridades y delincuentes, los ciudadanos han comenzado a tomar las armas, como ha sucedido en Cherán, Urapicho, Santa Cruz Tanaco y otros municipios.

“Por eso nuestra gente se está levantando en armas; allá en Michoacán tenemos ya problemas en varios municipios, entre ellos Cherán, las zonas indígenas, y eso está sucediendo también en Guerrero, en Chiapas, y eso va a seguir si no le ponemos un hasta aquí. Yo creo que ya es tiempo de que se pongan a platicar, ya ustedes saben quiénes, para que se calme esto”, expuso.

Arredondo secundó a López Mendoza al señalar que de antemano sabían que la violencia no se iba a resolver con un cambio de presidente de la República.

“Sabemos que el tema de la inseguridad no se va a resolver con un cambio de gobierno ni con el cambio de un responsable en las políticas de esa materia, es un problema muy complejo, de país”, puntualizó.

Además, el secretario general de la Fenamm reconoció una “gigantesca debilidad institucional” de los municipios.

Los representantes de alcaldes en el país también se pronunciaron por la creación de una confederación nacional que agrupe a todos y concentre propuestas para resolver problemas financieros, no sólo los de seguridad y acciones de prevención del delito.

Para ello solicitaron una reunión con el presidente Enrique Peña Nieto y el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, de la que hasta ahora no se sabe cuándo será.

Comentarios