Jornada sangrienta: 20 ejecutados

jueves, 28 de febrero de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Al menos 20 personas murieron o fueron encontradas muertas este jueves en distintos hechos presuntamente relacionados con el crimen organizado. Los cuerpos de seis personas, cuatro mujeres, un hombre y un menor de 13 años, quien fue detenido y liberado hace 24 días, fueron hallados este jueves en las inmediaciones de los municipios de Morelos y Vetagrande, Zacatecas, confirmó el procurador estatal de Justicia, Arturo Nahle García. Los seis cadáveres presentaban signos de tortura; fueron localizados en la madrugada de este jueves gracias a una llamada anónima al Sistema de Emergencia 066. El menor de edad hallado muerto fue detenido el pasado 4 de febrero como presunto responsable de participar en 10 asesinatos, en tres de los cuales reconoció haber sido el homicida. A pesar de ello fue liberado horas después. En Jalisco, siete personas fueron asesinadas en distintos hechos. Mandos de la policía de Tlajomulco de Zúñiga informaron que entre las 16:30 y 17:30 horas de este jueves, fueron encontrados los cadáveres de dos hombres en las inmediaciones del fraccionamiento Los Agaves. Habitantes de la zona hallaron un cuerpo en avanzado estado de descomposición con las manos atadas por la espalda en el interior de un canal de aguas pluviales; después, en una brecha a unos 800 metros de distancia, otro cadáver cubierto con una bolsa negra de plástico. Por otra parte, policías de Zapopan informaron que en la calle De los Pinos casi al cruce con el periférico poniente en la colonia Ciudad Granja, murió un hombre de un balazo en el pecho, a bordo de un auto Honda rojo con reporte de robo. Los cuerpos de una mujer y un hombre de entre 20 y 25 años, con huellas de golpes e impactos de bala, fueron hallados a un costado de la carretera Guadalajara-Morelia, en el municipio de Jocotepec. En tanto que la dirección de seguridad publica de Encarnación de Díaz, municipio limítrofe con Aguascalientes, reportó el asesinato a balazos de una mujer de alrededor de 20 años y un sujeto de unos 35, en calles de la colonia Independencia. En Durango, la Fiscalía General del estado informó de un enfrentamiento en el municipio de Gómez Palacio que dejó como resultado un presunto delincuente muerto y un menor de edad detenido. Los hechos se registraron cuando elementos del Operativo Laguna circulaban por el bulevar Ejército Mexicano y fueron interceptados por sujetos armados que viajaban a bordo de un vehículo Nissan Versa con reporte de robo. Los sujetos abrieron fuego contra los policías y estos repelieron el ataque, lo que provocó que los agresores se dieran a la fuga y generaran una persecución que derivó en la muerte de uno de ellos. En Tijuana, Baja California, sujetos dispararon y mataron a un hombre en la zona de la frontera, al parecer por asuntos relacionados con drogas. Los hechos se registraron en la colonia Murúa, donde vecinos reportaron alrededor de las 8:00 horas una persona que se encontraba lesionada en la vía pública misma que falleció minutos después. En Monterrey, Nuevo León, un hombre y una mujer fueron encontrados muertos a balazos esta mañana en el interior de un taxi en la colonia Cumbres del Valle, al sur de la ciudad. Mientras que en Chihuahua fueron asesinadas dos parejas, una de ellas de origen rarámuri. Un hombre y una mujer fueron emboscados en la colonia Rinconadas Punta Oriente, al sur de la capital chihuahuense. Era una pareja de novios que viajaba en un vehículo Neón rojo, el hombre murió y la mujer quedó lesionada. Fueron perseguidos por un grupo de hombres en un vehículo pequeño, desde donde dispararon, de acuerdo con testigos. La mujer resultó con heridas de gravedad; fue trasladada a un hospital por paramédicos de la Unidad de Rescate de Gobierno del Estado (URGE), en tanto que personal del Servicio Médico Forense (Semefo) se encargó de la persona fallecida. En otro hecho, una pareja rarámuri fue ejecutada en el Arroyo de Laurel, en el municipio de Guazapares. La mujer, identificada como María Genoveva Amapa Murillo, de 20 años, tenía siete meses de embarazo. El hombre, identificado como Pedro Quezada Lechuga, de 26 años, tenía, además, heridas en el cuello con marcas de asfixia.

Comentarios