Se le cae a Calderón otro proceso penal: el caso Gadafi

viernes, 19 de abril de 2013
MÉXICO, D.F., (apro).- El Poder Judicial de la Federación echó abajo otro proceso penal relevante armado por la Procuraduría General de la República (PGR) durante el sexenio de Felipe Calderón: el caso Gadafi. Luego de permanecer 18 meses recluidas en el Centro de Readaptación Social de Chetumal, Quintana Roo, un tribunal federal ordenó la excarcelación de la canadiense Cyndy Anne Vanier y la mexico-estadunidense Gabriela de Cueto, acusadas de intentar introducir al país a Al-Saadi Gadafi, hijo del exdictador libio Muamar Gadafi. Como en el caso de la francesa Florence Cassez, Vanier y de Cueto argumentaron en sus alegatos que durante su captura, en noviembre de 2011, las autoridades mexicanas violaron sus derechos humanos y constitucionales. Ambas mujeres fueron arrestadas, acusadas y procesadas por su presunta participación en un complot internacional fraguado para introducir a México al hijo del exdictador libio. Los delitos que les imputaron fueron: delincuencia organizada y tráfico de indocumentados en calidad de fomento y falsificación de documentación oficial En esos hechos también fueron implicados Pierre Christian Flensborg, de origen danés, y el mexicano José Luis Kennedy Prieto, quienes fueron recluidos en un penal de Veracruz. Durante el proceso penal, ambas mujeres se declararon inocentes de las acusaciones en su contra. Los testimonios fueron avalados por sus respectivos abogados.

Comentarios