Descuartizados de Tamaulipas eran campesinos que iban a trabajar a EU

miércoles, 3 de abril de 2013
CIUDAD VICTORIA, Tamps. (proceso.com.mx).- Las nueve personas que fueron asesinadas y abandonadas el pasado domingo en una carretera de Tamaulipas eran campesinos que se dirigían a Matamoros a tramitar una visa de trabajo en Estados Unidos, revelaron hoy sus familiares. Los fallecidos provenían de los ejidos El Huizache y Guadalcázar, del estado de San Luis Potosí, pueblos que están en los límites con Tamaulipas, dijeron sus parientes que acudieron a las oficinas de la Procuraduría estatal para reclamar los cuerpos. Desde el lunes por la mañana, una docena de personas llegó a las instalaciones de la Procuraduría; esta mañana les notificaron que los cuerpos les serán entregados después de practicarles exámenes de ADN. Las familias revelaron que los nueve campesinos de San Luis Potosí salieron de sus pueblos rumbo a la ciudad de Matamoros, donde tramitarían pasaportes para irse a buscar trabajo a la Unión Americana. Los cuerpos descuartizados fueron abandonados la noche del domingo 31 en una camioneta Yukon GMC con placas de Texas. Ocho de ellos estaban descuartizados y en bolsas de plástico color negro. La mayoría de las bolsas se encontraban en los asientos traseros del vehículo. Otra persona, que no fue descuartizada, estaba en uno de los asientos delanteros, atada de pies y manos con cinta, además con un fuerte golpe en el cráneo. En ese sitio los militares que los descubrieron localizaron un cuchillo cebollero y varios botes de cerveza aún fría, por lo que se sospecha que los criminales tenían poco de haber dejado la camioneta. En el municipio de Guadalcázar, una fuente de la alcaldía confirmó que los nueve cuerpos hallados sin vida en Tamaulipas corresponden a campesinos de ese poblado y que fueron “enganchados” por personas para ir a trabajar a Estados Unidos, reportó la prensa local.

Comentarios