Fractura del estado de derecho, corresponsabilidad de EU: RSF

jueves, 2 de mayo de 2013
MÉXICO, D.F., (apro).- “El quebrantamiento del estado de derecho en México implica la responsabilidad de Estados Unidos”, considera la organización de defensa de la libertad de expresión Reporteros sin Fronteras (RSF) en una carta abierta dirigida al presidente Barack Obama, quien este jueves inició una visita de dos días al país. Suscrita por el secretario general Christophe Deloire y en vísperas de la celebración del Día Mundial de la Libertad de Prensa, la misiva resalta que la crisis por la que atraviesa nuestro país “muestra el fracaso de una política que pretendía luchar contra el narcotráfico y el reino de los cárteles”, y que dejó “un horror alimentado por una ofensiva federal contra el narcotráfico que duró seis años, que dejó como saldo 80 mil muertos y que no alcanzó ninguno de sus objetivos”. La organización internacional recuerda al presidente Obama que el 80% de la droga que llega a Estados Unidos pasa por México, y que el 80% de las armas que llegan a nuestro país, provienen del vecino del norte. Este escenario general del “quebrantamiento del estado de derecho”, apunta Deloire en la carta abierta, “afecta la seguridad y el trabajo de periodistas estadunidenses, que a veces enfrentan los mismos peligros que sus colegas mexicanos, y provoca que cada vez más periodistas y blogueros mexicanos se vean obligados a refugiarse en territorio estadunidense”. En el recuento de daños, la organización señala que en los últimos diez años han sido asesinados 86 periodistas, entre ellos Brad Will, camarógrafo estadunidense de la agencia Indymedia, en tanto que hay 18 comunicadores desaparecidos, mientras que a la periodista de investigación y especialista en temas de narcotráfico, Anabel Hernández, se le pretendió retirar el resguardo con que contaba, situación que fue evitada por la intervención de RSF. La organización pide a Obama que “su visita conduzca a un verdadero compromiso de su parte a favor de la restauración del Estado de Derecho y de las libertades públicas” en México. RSF resalta que la estancia del mandatario estadunidense ocurre luego de que cientos de periodistas de 14 ciudades del país salieron a las calles el domingo 28 de abril para “reclamar el fin de la barbarie y la impunidad de las que con frecuencia son víctimas”. Recuerda que RSF y otras organizaciones de protección a periodistas convocaron a la jornada de protesta, en el aniversario luctuoso de la corresponsal de Proceso, Regina Martínez, y que las movilizaciones ocurrieron cuatro días después del asesinato “de manera atroz”, del fotógrafo del diario Vanguardia de Coahuila, Daniel Alejandro Martínez Balzaldúa, en tanto que dos días después de las manifestaciones desapareció en esa misma entidad el periodista Gerardo Blanquet, del grupo Radio Grande. “El terror y la impunidad que persisten obligan a numerosos periodistas, blogueros y actores de la sociedad civil a esconderse o exiliarse, a veces en otro país,  con la ayuda de organizaciones como la nuestra”, señala Deloire en la carta a Obama, y añade: “las organizaciones no están a salvo de amenazas. Artículo 19 México fue recientemente víctima de ellas” RSF comenta a Obama que la reforma legislativa que le permite a la Procuraduría General de la República atraer casos de agresiones a periodistas “no bastará” para acabar con “la barbarie y la impunidad”, como tampoco lo es el Mecanismo para la Protección de Periodistas, “aunque su principio sea loable”, que desde su puesta en marcha de octubre de 2012 a la fecha sólo ha beneficiado a 48 personas, 13 de ellas periodistas. La organización con sede en París, Francia, pide al presidente Barack Obama que  “exija al gobierno federal mexicano resultados tangibles en la investigación del asesinato del camarógrafo estadunidense de Indymedia, Brad Will, cuyo caso es un ejemplo de la complicidad de ciertas autoridades en los ataques a la libertad de informar en México”. Asimismo, que “facilite las gestiones migratorias de los periodistas, blogueros y defensores de los derechos humanos mexicanos que se vean obligados a refugiarse en territorio estadunidense”, que junto con otros gobiernos “utilice su influencia en la Organización de Estados Americanos (OEA)”, para que “se haga justicia en los casos de asesinato y desaparición de periodistas en México”.  

Comentarios