Intercambian reproches PAN, PRI y PRD en la mesa de reforma política

lunes, 27 de mayo de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- La instalación de la mesa para discutir la reforma política inició este lunes en medio de reproches y críticas entre los tres principales partidos que signaron el Pacto por México, mecanismo que en días pasados enfrentó una severa crisis luego de que el PAN reveló el uso de programas sociales con fines electorales –por parte del PRI– en el estado de Veracruz. En el Palacio de Minería, el presidente nacional del PAN, Gustavo Madero, se lanzó de nueva cuenta contra el Revolucionario Institucional, al que reclamó el control que ejerce en 22 estados del país. En nueve entidades, puntualizó, ha gobernado durante 84 años. “Por eso, concluir la transición democrática depende de todos nosotros”, señaló el panista. Añadió: “Este ciclo perverso de autoritarismo inicia cuando congresos aprueban endeudamientos irresponsables de los gobernadores, nombran a los organismos electorales obsecuentes, después los mandatarios locales combaten a mayorías opositoras y utilizan a sus congresos para aprobar cuentas públicas, y terminar así el ciclo de impunidad”. En respuesta, el dirigente nacional del PRI, César Camacho, dijo que el triunfo de su partido en comicios estatales no es producto de la casualidad. “El Pacto por México no sustituye, ni frena, posee fuerza y legitimidad. Todos esperan de los legisladores, partidos políticos y gobernantes más y mejores resultados. Ese México que algunos nostálgicos extrañan ya se fue”, subrayó. Luego lanzó: “Que nadie decida un estado de cosas inexistentes para justificar su incapacidad política”. Antes, Jesús Zambrano llamó a construir un nuevo federalismo y no la “balcanización” con ejecutivos locales que operan a la usanza de viejos caciques que se sienten dueños de vidas y haciendas. En su oportunidad, el titular de la Secretaría de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, reconoció que las posturas de los dirigentes partidistas muestran las dificultades, lo complejo que, apuntó, ha sido construir los acuerdos que hoy se están haciendo, “porque dirían por ahí y lo decimos cada rato nosotros: así nos llevamos, diciéndonos las cosas en un debate pulcro y abierto, pero construyendo por México”. Y dejó en claro que quien se excluye lo hace por decisión propia. “Que la forma de hacer política en el Pacto por México sea la forma de hacer política en México”, apuntó. Pese a las críticas al PRI, Madero defendió el Pacto por México al señalar que “es un ejercicio inédito de construcción de acuerdos”. Sostuvo que, “a diferencia de otras reformas, la mesa que hoy se instala no cuenta con una iniciativa preelaborada”, y resaltó que el Pacto por México escuchará a todos los actores. Por su parte, el perredista Jesús Zambrano envió un mensaje a los senadores. “Se equivocan quienes quieren ver al Pacto por México como una competencia con el Poder Legislativo”, pues no riñe ni antagoniza con el Congreso de la Unión, dijo.

Comentarios