Absuelve el gobierno de Peña a papá de "Lady Profeco"

jueves, 9 de mayo de 2013
MÉXICO, DF, (apro).- La Secretaría de la Función Pública (SFP) cerró el expediente del caso Lady Profeco con la suspensión temporal de los funcionarios que atendieron súbitamente la petición de Andrea Benítez, hija del director general del organismo,  Humberto Benítez Treviño, de cerrar el restaurante Maximo Bistrot porque no le dieron la mesa que solicitó el pasado 26 de abril. En la resolución, la SFP absolvió de toda responsabilidad a Benítez Treviño. Los funcionarios castigados por atender las órdenes de la hija del titular de la Profeco son: el subprocurador de Verificación, el director general de Verificación y Vigilancia, el director de Procedimientos y Sanciones y el jefe del Departamento de Verificación de Normas Oficiales Mexicanas. Tras conocer la resolución, el titular de la Profeco afirmó que nunca pensó en renunciar y que la decisión de suspender a cuatro funcionarios a su cargo, recayó únicamente en la SFP. Hace dos semanas, Andrea Benítez acudió al restaurante ubicado en la colonia Roma, y al no asignarle la mesa que solicitó  movió sus influencias para que funcionarios de la Profeco cerraran el lugar. Dos horas más tarde, arribaron los funcionarios y, pese a que el lugar estaba lleno, pusieron sellos de suspensión por irregularidades en el sistema de reservaciones y venta de bebidas alcohólicas. El caso generó un escándalo en las redes sociales. Los usuarios de Twitter bautizaron a Andrea como #LadyProfeco. Su padre, Humberto Benítez, se disculpó por la “conducta inapropiada” de su hija y ella misma se disculpó a través de su cuenta en Twitter, que bloqueó inmediatamente después. “Ella exageró la situación y las autoridades de la Profeco, que dependen de mí, sobrerreaccionaron indebidamente por tratarse de mi hija”, señaló el procurador un día después del escándalo. Sin embargo, la investigación para esclarecer el caso tuvo que seguir su curso porque así lo ordenó el presidente Enrique Peña Nieto. Casi dos semanas después, la SFP concluyó la investigación, en la que liberó de toda culpa al titular de la Profeco y suspendió temporalmente a los cuatro funcionarios. “Se encontró que los funcionarios que ordenaron y participaron en la visita de verificación actuaron de manera inmediata, sin cumplir con los requisitos mínimos de urgencia para la atención de una denuncia anónima (sic), como son poner en peligro la vida, la salud, la seguridad o la economía de una colectividad de consumidores de conformidad a la Ley Federal de Protección al Consumidor”, argumentó la SPF en un comunicado. La dependencia federal detalló que durante la indagatoria tomó declaración a 13 funcionarios, incluido el procurador, y concluyó que conforme a la ley en la materia “no se desprendieron elementos para instrumentar procedimiento” en contra de Benítez Treviño.   Nunca contemplé renunciar: Benítez Treviño Un par de horas después de que la SFP dio a conocer su resolución, el titular de la Profeco dijo que nunca consideró renunciar a su cargo tras la polémica desatada por su hija. En conferencia de prensa, insistió además en que la decisión de suspender a cuatro funcionarios de la dependencia a su cargo fue de la Función Pública. “Como titular de la Profeco manifiesto mi subordinación a la instrucción que ordenó el titular del Poder Ejecutivo federal a la SFP para que investigara y sancionara conductas contrarias al estado de derecho, mismas que acataré en todos sus términos”, sostuvo. Benítez Treviño defendió su trabajo al frente de la Profeco, al afirmar que desde que asumió el cargo ha dispuesto nuevos programas y estrategias para una mayor defensa de quienes adquieren bienes o contratan servicios. “Los derechos del consumidor son derechos humanos y resultan inalienables, irrenunciables e intransmisibles”, dijo. El funcionario reiteró que el pasado 26 de abril se encontraba convaleciente de una cirugía, por lo que no ordenó ni autorizó el operativo en contra de Maximo Bistrot. Es más, afirmó que ese día alrededor de las 19:30 horas, recibió la llamada del subprocurador de Verificación, Roberto Figueroa, quien le informó del operativo en el restaurante solicitado por su hija. Según él, ordenó suspender la diligencia y emplazar a procedimiento a la empresa “con estricto apego a la ley”. "Repruebo toda conducta fuera del marco jurídico y ético del personal que ordenó y practicó dicha diligencia. En cuanto a la conducta de mi hija, ofrecí una disculpa pública puesto que asumo con entereza y humildad mi responsabilidad como padre de familia", finalizó el titular de la Profeco. La noticia sobre la absolución de Benítez Treviño causó polémica en las redes sociales, en particular en Twitter, donde el nombre del titular de la Profeco se convirtió en trending topic (tema popular). Los tuiteros expresaron su indignación por la decisión de la SFP, pues consideraron que es parcial y mina la credibilidad de la Profeco. Estos son algunos de los mensajes que escribieron: @medicfami: “Por pura dignidad Humberto Benitez Trevino debe renunciar, pero no, el señor quiere seguir viviendo del presupuesto”. ?@victorlares: “@EPN A nombre de todos los ciudadanos nos daría mucho gusto que también despidiera a #HumbertoBenítezTreviño a consecuencias de sus actos”. @AbelVicencio: “RT @CarlosZunigaP: Dice Humberto Benítez Treviño que es un ‘hombre de leyes’ // Y un papá ‘a toda ley’". @julianlibsan: “Gracias a Humberto Benítez Treviño ahora la PROFECO tiene la misma credibilidad que el MELATE”. @pini_carlo: “Señores gasolineros, sigan robando. Se quedó Humberto Benítez Treviño en la Profeco. Están a salvo”, fustigaron.

Comentarios