El litigio contra Montiel por la custodia de mis hijos es un círculo vicioso: Versini

viernes, 19 de julio de 2013
MÉXICO, D.F., (apro).- Maude Versini, exesposa del exgobernador del Estado de México, Arturo Montiel, aseguró que existe un “círculo vicioso” en el proceso que se sigue por la custodia de sus tres hijos a quienes, dijo, no ve desde hace 583 días. La ciudadana francesa aseguró que todos los jueces que conocen del caso le han dicho que no pueden forzar a Montiel a que le permita ver a sus hijos, y el exmandatario mexiquense no le permite encontrarse con ellos mientras no cuente con una orden judicial. “Estoy en un círculo vicioso”, afirmó en entrevista con Carmen Aristegui en Noticias MVS primera emisión. Según Versini, a quien Montiel acusa de maltrato hacia sus hijos, el exgobernador mexiquense obtuvo la custodia provisional a través de un juicio del que nunca fue informada, notificada o llamada a comparecer. Por si fuera poco, destacó que el juicio sólo duró cinco días y al final le dieron la custodia al padre de sus hijos. La ciudadana francesa habló del amparo que ganó Montiel en un tribunal federal, con el que se ordenó reponer el procedimiento de restitución internacional de los tres pequeños. Dicha resolución implica que los hijos de ambos deberán permanecer en territorio mexicano hasta que un juez de lo familiar determine si la restitución que demanda Versini es benéfica para ellos. Al respecto, refirió que siempre ha estado consciente de que los procesos judiciales, sobre todo en México, pueden ser largos, pero mientras eso sigue ella pide que le dejen ver a sus hijos. “Para el acceso a mis hijos no me plantean nada, me dicen que el señor Montiel es el único que puede aceptar y acudir a mi petición, como no lo quiere, nadie puede hacer nada (…) “Yo desde un principio dije: bueno, en México se puede apelar y amparar de manera indefinida, en Francia no es así. Pero dije: voy a esperar y mientras espero, aunque el proceso sea largo, yo quiero ver a mis hijos, que me dejen verlos, que me dejen abrazarles, besarles, saber cómo están”. No obstante, agregó, todos los jueces ante los que ha acudido le dicen que no pueden hacer nada. Ni siquiera la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), dijo, la ha querido atender. Comentó que hace seis meses envió al órgano autónomo una carta explicando su caso y se lo regresaron con el sobre abierto, con su escrito adentro y sin una respuesta. “Me cuesta mucho trabajo luchar contra él Arturo Montiel), obviamente no tengo todas  las influencias que él tiene, pero he logrado ganar dos instancias, acabo de perder el amparo, estoy muy desesperada, luchando de manera incondicional por mis hijos, pero sí me cuesta mucho trabajo”, sostuvo. Versini afirmó que cuenta con el apoyo del gobierno de su país, que sigue “paso a paso” el proceso por la custodia de sus hijos. Señaló que ha sido recibida por la cancillería de Francia; por la primera dama de ese país, Valerie Trierweiler, en el Palacio del Eliseo, y por el cónsul general de Francia en México, que visita a sus hijos cada tres meses. “Es la única persona que puede ver a mis hijos porque a mí no me dejan acercarme, no me dejan entrar en contacto con ellos”, reprochó. El gobierno francés, afirmó, le ha dicho que debe confiar en la justicia mexicana, “que va a hacer su trabajo y que forzosamente vamos a tener justicia, pero, bueno, es que llevamos muchísimo tiempo aquí esperando su regreso y llevo ya 19 meses esperando una decisión que normalmente en este tipo de procedimiento especial tendría que haber caído ya hace meses”, subrayó Maude. La expareja de Montiel aseveró que se está violando el derecho de los niños a ver a su madre. “No entiendo por qué me impiden ver a mis niños… todo el mundo me da la espalda”, dijo, y reiteró que el litigio que mantiene con Montiel por la restitución de sus tres hijos dejó de ser un asunto privado porque “se ha politizado”. La disputa legal empezó a principios de enero de 2012, cuando Montiel acusó a Versini y a su actual esposo, Philippe Lancry, de maltratar a los gemelos Adrián y Sofía, de ocho años, y Alexi, de siete, quien padece autismo. El político mexiquense exhibió la resolución de un juez de Metepec que le otorgaba la custodia provisional de los menores como justificación para negarse a devolverlos a Versini. Desde entonces ella sustenta una doble acción judicial, en París y en México, para que se respete el acuerdo que ambos firmaron en 2006, cuando se divorciaron en 2006, el cual otorgaba la custodia a Versini. El 29 de mayo de 2012, la juez Guadalupe Escalona Valdez, del Juzgado Tercero Civil de Primera Instancia de Lerma, Estado de México, dictó una resolución en la que se exigía el regreso inmediato de los tres menores a Francia. Sin embargo, en marzo anterior Montiel obtuvo un amparo contra esa y otra resolución similar, y el jueves pasado un tribunal federal ordenó reponer el proceso de patria potestad de los tres niños, con lo que el exmandatario mantiene su custodia. Con esa decisión el expediente debe volver a autoridades de Toluca, quienes deberán escuchar la opinión de los tres niños, dos de ochos años y uno de siete, para resolver si permanecen en México o viajan con su madre a Europa.  

Comentarios