Madero se dice indignado por excesos del PRI, pero no rompe con Peña

miércoles, 3 de julio de 2013
MÉXICO, D.F., (proceso.com.mx).- El presidente nacional del PAN, Gustavo Madero, explotó esta mañana contra el PRI y el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, al acusarlos de utilizar violencia, intimidación y desvío de recursos públicos durante el actual proceso electoral. Sin embargo, a pesar de estas denuncias, el dirigente panista no mencionó la posibilidad de romper con el Pacto por México, auspiciado por el gobierno federal. Madero ofreció una entrevista a MVS Noticias matutino, conducido por Carmen Aristegui. En la charla, el presidente del PAN utilizó lenguaje altisonante y continuas acusaciones graves contra el PRI, aunque evitó profundizar sus señalamientos o anunciar una determinación firme al respecto. “Ha habido hermanas de candidatos que las violan, ha habido de todo, está de la chingada”, acusó Madero sin profundizar en este señalamiento. También se pronunció sobre la privación de la libertad de Carlos Valenzuela, el candidato a regidor de Boca del Río por el PAN: “Tratan de ridiculizar un hecho de violencia, es una pendejada”. Madero insistió que en el actual proceso electoral el PRI está recurriendo a las prácticas de décadas pasadas, principalmente utilizando violencia y miedo para azuzar a los adversarios: “Tenemos buenos candidatos. Lo único que quieren es cambiar este mendigo país”. El presidente del PAN, órgano político que firmó un acuerdo con Peña Nieto para aprobar las reformas presidenciales, no habló de romper con el gobierno federal y tampoco se extendió en sus acusaciones.    

Comentarios