Chocan "ombudsman" nacional y defeño por actuación de Mancera

jueves, 29 de agosto de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- La presunta omisión del gobierno que encabeza Miguel Angel Mancera frente a las marchas y bloqueos realizados la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) enfrentó este jueves a los ombudsman nacional y capitalino. Luego de que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), que preside Raúl Plascencia Villanueva, solicitara al Gobierno del Distrito Federal (GDF) aplicar medidas cautelares para la protección y seguridad de sus habitantes, por las protestas de la CNTE, el ombudsman capitalino Luis González Placencia desmintió la supuesta indolencia de Mancera frente al conflicto magisterial. González Placencia, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, atajó: "No comparto (la postura de la CNDH). Nosotros no tenemos elementos para afirmar si ellos los tienen. Me parece bien que inicien la investigación, ojalá podamos estar trabajando de común acuerdo, para que eventualmente las observaciones que se haya que hacer al gobierno de la Ciudad de México sean hechas tanto por la comisión nacional como por la local". Después de asistir a la entrega de los premios Rostros de la Discriminación, el ombudsman capitalino aclaró que hay que tener en cuenta el contexto de estas manifestaciones y bloqueos, "es decir, que una eventual intervención hubiera generado condiciones que pudiéramos lamentar, no es un tema de blanco y negro, no podemos hablar de absolutos en este caso, son cuestiones que hay que ponderar en cuestión del contexto y los riesgo de una intervención policial". Previo a ello, la CNDH adujo en un comunicado que su petición de medidas cautelares obedece a “la trascendencia de los reclamos de las personas y la sociedad en general, y sin prejuzgar sobre la responsabilidad de todas las autoridades involucradas”. La intención de esa solicitud a Mancera, justificó, es “evitar omisiones de la autoridad que susciten daños a las personas y sus bienes, (así como) obstrucción a la libertad de tránsito”. También tienen la finalidad de que la autoridad actúe en aquellos casos donde los manifestantes cometan agresiones que puedan constituir delitos. “La Comisión Nacional está investigando a las diferentes instancias del gobierno capitalino que no han actuado en situaciones donde el derecho a manifestarse de esta organización (la CNTE) se pudo haber desviado”, subraya el comunicado. La CNDH afirmó que ha recibido quejas de particulares, senadores, diputados y empresarios, en las que denuncian las omisiones de las autoridades del gobierno capitalino. Por ello, refiere que en su investigación busca conocer “por qué motivo no se ha brindado la seguridad como es su responsabilidad”, pese a que el Código Penal local establece como delitos los bloqueos y la alteración a la paz pública. Pese a que la CNDH también solicitó al comisionado de Seguridad Nacional información respecto de su intervención en los acontecimientos, el organismo que encabeza Raúl Plascencia Villanueva acotó que el gobierno federal no tiene responsabilidad en los hechos y es la administración capitalina la que debe actuar. En entrevista, al acudir al informe de actividades del presidente del Senado, el panista Ernesto Cordero, el titular de la CNDH precisó que hasta hoy ha recibido cuatro quejas por la presunta inacción de autoridades ante bloqueos y marchas de los maestros en el Distrito Federal. Una de ellas fue interpuesta por los dueños del hotel Emporio, donde los inconformes causaron daños la semana pasada.

Comentarios