Termina bloqueo en Bulevar Puerto Aéreo con rechifla a líder magisterial

jueves, 5 de septiembre de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Después de más de ocho horas, los integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) dieron por terminado el bloqueo sobre el bulevar Puerto Aéreo, sin embargo, también rubricaron la movilización de este jueves con una rechifla hacia Rubén Núñez, secretario general de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), Rubén Núñez. Y es que el líder de los docentes de Oaxaca no logró convencer a los agremiados sobre los avances obtenidos en la mesa de negociación que este día tuvo lugar en las instalaciones de la Secretaría de Gobernación (Segob), con el subsecretario Luis Enrique Miranda Nava y con el gobernador oaxaqueño Gabino Cué. El reloj marcó las seis y media de la tarde cuando los maestros congregados en los alrededores del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) escucharon la voz de Rubén Núñez, quien de pie sobre el cofre de una camioneta blanca destacaba los resultados de las negociaciones: "La sección 22 dejó planteadas las demandas estatales. La mayoría de estos asuntos estarán resueltos en este mes, entre ellos las mesas con los charros del Comité Ejecutivo del SNTE para exigir nuestras cuotas sindicales y el pago de infraestructura y mantenimiento de los inmuebles", detalló. El dirigente continuó diciendo que "la comisión de la verdad también quedará integrada”, además de que el respeto a los derechos de todos los trabajadores está garantizado y será parte de las pláticas en este mes". Los rostros de la mayoría de los profesores congregados desde la mañana se endurecían conforme avanzaba el discurso de Núñez Ginés. "La transformación de la educación en Oaxaca fue el punto central en esta mesa. Y tenemos la certeza de que la SEP, con la Segob, se dará paso a la legalidad de nuestro plan para la transformación de Oaxaca, también en este mes". "Puras promesas", respondían los maestros, quienes fueron vigilados por cientos de granaderos con el apoyo de una decena de camiones de la policía, caballos y, más atrás, los elementos de la Policía Federal (PF). No obstante, la jornada de protesta magisterial transcurrió en general de manera pacífica, excepto cuando un grupo de docentes arrancó la malla ciclónica que divide los carriles centrales de la avenida Puerto Aéreo para empuñar luego los tubos de aluminio. Fuera de ese incidente, los maestros prosiguieron entonando consignas como "¡Prensa vendida, si tienes dignidad, los maestros te exigimos que digas la verdad!" y "¡Si Juárez viviera, a Peña escupiera!", entre otras contra las reformas educativa y laboral. Los comercios se mantuvieron cerrados, aunque los pocos que se animaron a abrir lucían sin clientes. Sólo se escuchaba el sonido de los aviones que arribaban al aeropuerto, ruido que sustraía a los profesores de sus actividades en medio del bloqueo, como lecturas, pláticas, consignas e incluso el sueño de algunos. En medio del caos vial que se hizo presente en las calles principales de la zona, los maestros porfiaron en su mitin. Por si fuera poco, las estaciones del metro Bulevar Puerto Aéreo, Terminal Aérea y Hangares, permanecieron cerradas. Cerca de las siete de la noche los docentes se retiraron del lugar por la avenida Ignacio Zaragoza, al oriente de esta capital, luego de que el líder de la sección 22 reseñara los presuntos avances ante las autoridades. "No estás diciendo nada, mejor hubiéramos ido uno de nosotros”. Surgió entonces la consigna "urgente, urgente, cambiar al dirigente", y "Unidad, unidad, sin charrismo sindical". Peor aún, la mayoría de los maestros ya no entonó el himno de la Coordinadora. Se retiraron enojados, pero insistieron en que su lucha aún no culmina.

Comentarios