Fuerzas federales desarman a policías de Uruapan y Apatzingán

martes, 14 de enero de 2014
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Elementos de las fuerzas federales desarmaron este martes a los policías municipales de Uruapan y Apatzingán. Efectivos del Ejército y de la Policía Federal, a bordo de vehículos artillados, se apostaron en los accesos y el centro de Apatzingán poco después del mediodía. Tras arribar a las instalaciones de la Dirección de Seguridad Pública, los elementos federales solicitaron sus armas de fuego a los agentes preventivos. Además hicieron un registro de las armas, incluyendo sus calibres, y de los nombres de los aproximadamente 300 policías que integran la corporación. Armados con metralletas, soldados y policías federales implementaron cercos de seguridad alrededor de las alcaldías de Uruapan y Apatzingán. En el palacio municipal de esta última localidad, el gobernador Fausto Vallejo sostuvo una reunión con integrantes de su gabinete, durante la cual les dio detalles sobre la estrategia de seguridad acordada ayer con la Federación. El mandatario dialogó con jefes castrenses y autoridades locales, luego de los hechos de violencia ocurridos en Tierra Caliente. En el caso de Uruapan, las fuerzas federales arribaron poco después de las 13:00 horas. Helicópteros sobrevolaron la cabecera municipal y los militares comenzaron operativos de vigilancia a bordo de camionetas. Los elementos ingresaron también al palacio municipal e implementaron un cinturón de seguridad. En conferencia de prensa desde Veracruz, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, confirmó que las fuerzas federales tomaron el control de la seguridad en Uruapan y Apatzingán.

Comentarios