AMLO rechaza la Ley de Geolocalización

viernes, 17 de enero de 2014
TECOMÁN, Col. (apro).- El excandidato presidencial Andrés Manuel López Obrador se pronunció en contra de que las autoridades ministeriales puedan conocer la ubicación de teléfonos celulares sin orden de un juez, como lo aprobó ayer por mayoría el pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN). “Soy partidario de que se respete la vida privada, de que no se intervenga en los asuntos personales, porque una cosa es la vida pública, que en efecto tiene que ser más pública, pero la vida privada no”, dijo. Entrevistado durante una visita a esta entidad, en la que tuvo reuniones con militantes del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), López Obrador consideró que esa medida constituye un riesgo porque “cada vez los ciudadanos están más expuestos, y la verdad, la autoridad no da confianza, porque no se sabe dónde está la frontera entre delincuencia y autoridades… qué garantía hay de que no sean también delincuentes”. Lo anterior, añadió, “lo estamos viendo a nivel nacional: los que gobiernan el país son delincuentes de cuello blanco, atracadores. (Enrique) Peña Nieto es un ladrón corrupto, entonces por eso no hay ninguna garantía si los datos personales los tiene la autoridad, es como si los tuviera cualquier banda de malhechores”. La llamada “Ley de Geolocalización”, que permitirá a las procuradurías del país ubicar en tiempo real y sin orden de un juez los teléfonos celulares de presuntos secuestradores, narcotraficantes y extorsionadores, fue aprobada ayer con los votos de ocho ministros de la SCJN. Tres se pronunciaron en contra con el argumento de que la medida es violatoria de los derechos humanos. Por otra parte, el político tabasqueño consideró que ninguna entidad federativa del país se encuentra exenta de vivir una crisis de violencia e inseguridad como Michoacán en estos momentos, porque en todas hay condiciones de desempleo y pobreza. “Mientras no se atienda el problema de fondo, que es la falta de oportunidades, así como la desatención de los jóvenes que no tienen posibilidad de trabajo ni de estudio, mientras exista un país con tanta miseria, siempre va a haber inseguridad y violencia en cualquier parte”, apuntó el también exjefe de Gobierno del Distrito Federal. Advirtió que con medidas coercitivas y el uso de la fuerza no se resolverá el problema de Michoacán, pues eso es como combatir el fuego con fuego. “Aunque se tenga un policía cada cien metros, si no hay trabajo ni programas de apoyo a actividades productivas en las comunidades, no habrá resultados positivos”, manifestó. Cuestionado sobre la reforma al campo anunciada hace más de una semana por el jefe del Ejecutivo, el fundador de Morena aseguró que “eso es pura demagogia, ya no van a hacer nada porque ya entregaron todo, lo de la reforma al campo ya lo hizo Carlos Salinas, el jefe de Peña Nieto. Cuando se anunció yo estaba en Nayarit y muchos campesinos temerosos me preguntaron qué era eso. Le dije que no se preocupen, que ya entregaron todo, si quieren ayudar al campo, deberían apoyar a los productores”. En su recorrido por la entidad, López Obrador visitó las ciudades de Manzanillo, Tecomán y Colima donde, acompañado del dirigente estatal de Morena, Vladimir Parra Barragán, instó a los simpatizantes de esta organización a promover y asistir a la asamblea estatal que se realizará el próximo 25 de enero. El 15 de diciembre pasado no se completó la cifra de tres mil afiliados para obtener el registro en la entidad. Dijo que aunque a escala nacional ya se rebasó la cifra de asambleas constituidas para el registro nacional, es importante lograrlo en todos los estados para que no quede el sentimiento de que no se pudo reunir la cifra necesaria de militantes.

Comentarios