Incluye EU a "Zeta 33" en lista negra

jueves, 13 de marzo de 2014
MÉXICO, D.F., (apro).- Con el objetivo de congelar sus bienes en Estados Unidos, el Departamento del Tesoro incluyó a Eduardo Mendoza Robles, Zeta 33, en la lista de cabecillas del narcotráfico. La Oficina de Control de Bienes Extranjeros (OFAC) describió a Mendoza Robles como responsable del contrabando de drogas, armas y dinero por la frontera México-Estados Unidos a nombre de la organización criminal de Los Zetas. “La designación de hoy pone como blanco a un traficante de drogas y armas que ha explotado incesantemente la frontera México-Estados Unidos a través del movimiento ilícito de narcóticos, armas y dinero”, puntualizó en un comunicado el director de la OFAC, Adam Szubin. Mendoza Robles fue encausado, junto con otros integrantes de alto nivel de Los Zetas, de conspiración para exportar armas en la Corte del Distrito Sur de Texas, división Laredo. La designación en la lista de cabecillas del tráfico de drogas prohíbe a los estadunidenses realizar cualquier transacción financiera o comercial con sus integrantes, y congela sus bienes o las de sus empresas bajo jurisdicción de Estados Unidos. El pasado 14 de febrero el Departamento del Tesoro incluyó en la lista a Juanita del Carmen Ríos Hernández, esposa de Miguel Ángel Treviño Morales, Zeta 40, arrestado en julio del año pasado. También incluyó a su empresa Distribuidora e Importadora de Productos Médicos del Norte, dedicada a la importación, distribución y venta de equipos médicos en Monterrey, Nuevo León. "Seremos implacables en sancionar a los líderes de Los Zetas y sus asociados, con el fin de debilitar y hacer colapsar en última instancia la infraestructura de este despiadado cártel", subrayó Adam Szubin en aquella ocasión. En agosto de 2013, el gobierno de Estados Unidos también impuso sanciones económicas a la esposa y el suegro de otro líder de Los Zetas, Omar Treviño Morales, Z-42, cuyo hermano José fue sentenciado en Texas, el pasado 13 de febrero, a 20 años de prisión por lavado de dinero. La acción tomada por el Departamento del Tesoro prohibió a los ciudadanos y las compañías del país hacer negocios con Carolina Fernández González y Jesús Fernández de Luna. Ambos fueron identificados como participantes en actividades de tráfico de drogas bajo la Ley para la Designación de Cabecillas del Narcotráfico. Fernández González y Fernández Luna presuntamente utilizaron una compañía de venta de ganado, Compañía Ganadera 5 Manantiales, para lavar decenas de millones de dólares de dinero del narcotráfico al comprar costosos caballos de carrera en Estados Unidos, según las autoridades de EU. Jesús Fernández Luna también está acusado de cargos criminales federales en Texas, donde se le acusa de lavado de dinero del narcotráfico para Los Zetas.

Comentarios