Organizaciones llaman a la unidad contra cambios constitucionales

martes, 18 de marzo de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Organizaciones sindicales, sociales, campesinas, magisteriales, entre otras, anunciaron que 2014 será el año de las protestas contra las reformas estructurales del gobierno federal, principalmente la energética y la educativa. En un mitin realizado en el Zócalo capitalino para conmemorar los 76 años de la expropiación petrolera, consideraron que es necesaria la unidad para revertir los cambios constitucionales. En la manifestación confluyeron diversas agrupaciones como el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y los tranviarios, entre otros, incluyendo a un pequeño contingente encabezado por el líder moral del PRD, Cuauhtémoc Cárdenas, hijo del presidente Lázaro Cárdenas, quien el 18 de marzo de 1938 decretó la expropiación petrolera. Miguel Concha, director del Centro de Derechos humanos Fray Francisco de Victoria, consideró que esta movilización fue un llamado a la unidad, no sólo de organizaciones sociales sino de todos los sectores de la población. Sin embargo, hoy hubo alrededor de seis marchas y diversos actos políticos encabezados por el PRD y otras organizaciones aunque cada una por su lado, incluyendo la marcha de Cárdenas que se diluyó pisando el Zócalo y no participó en el mitin sindicalista. La de hoy no es la primera vez que se registra este tipo de desencuentro. El 31 de enero, el SME y la CNTE no participaron en la marcha anual del Frente Sindical que agrupa a sindicatos de la Unión Nacional de Trabajadores (UNT) y campesinos, entre otros, porque el único orador iba a ser precisamente Cárdenas. Se necesita la unidad de la población, insistió Concha Malo, cuyo contingente partió de la Glorieta de La Palma, donde miembros del Congreso Popular realizaron una clausura simbólica de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). El activista insistió que se requiere “de todos aquellos sectores que buscan la transformación del país y que deben superar sus diferencias para defender la soberanía nacional, los recursos naturales para nuestro desarrollo, pero también los derechos humanos, en particular los económicos, sociales y culturales”. La sociedad, agregó, reclama su derecho colectivo a la soberanía. Luego, aseguró que México ya no es un país de súbditos, sino de ciudadanos libres. “Buscamos levantar la voz, unificarnos todos más allá de nuestras diferencias. Este es un primer paso de muchos otros que espero que vendrán”. El secretario general de la Sección 18 de la CNTE, Juan José Ortega Madrigal, aseguró que el magisterio se sumó a esta protesta no sólo en defensa de la soberanía nacional, sino para exigir el respeto al patrimonio cultural y educativo de los mexicanos. La Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal informó que alrededor de 500 elementos vigilaron el orden durante las manifestaciones registradas durante este día. Más tarde, la Secretaría de Gobierno informó que más de 15 mil personas se movilizaron en diferentes puntos y reportó saldo blanco durante las movilizaciones. La dependencia destacó que, previa concertación, las organizaciones participantes respetaron el acuerdo de marchar pacíficamente, por lo que no se registró incidente alguno.

Comentarios