PAN no será "comparsa de reformas cosméticas", alerta Cordero

jueves, 3 de abril de 2014
COLIMA, Col. (apro).- Ante el retorno del PAN a la mesa de diálogo sobre la legislación secundaria en materia energética, el senador con licencia Ernesto Cordero Arroyo expresó su confianza en que los legisladores panistas integrantes de la Comisión de Energía realizarán “un buen trabajo y van a lograr una reforma energética que seguramente genere los empleos que necesita México”. En conferencia de prensa como candidato a la presidencia nacional del PAN, el exsecretario de Hacienda y Crédito Público dijo que “si se interrumpió el diálogo fue porque la propuesta del gobierno del presidente Peña no respondía a las expectativas de generación de empleo que el país requiere, y los senadores del PAN dijeron con mucha claridad que no iban a ser comparsas de reformas cosméticas en un tema tan importante como la reforma energética, que significa muchos empleos y puede ser la última oportunidad que tenga el país para generar estos empleos”. Según Cordero, el PAN nunca ha estado fuera del diálogo, pues “es una fuerza política muy importante y siempre está en la mesa de los acuerdos. La diferencia es con qué dignidad te sientas en la mesa, si a negociar de pie o a negociar de rodillas”. Cuestionado sobre si hay dignidad en la fracción del PAN en el Senado ahora que se retoma el diálogo, el también exprecandidato presidencial precisó que él confía en los senadores Francisco Domínguez, Jorge Luis Lavalle, Francisco García Cabeza de Vaca, Salvador Vega y el diputado Juan Bueno, integrantes de la Comisión de Energía. Cordero Arroyo eludió responder, sin embargo, la pregunta sobre su confianza en el senador colimense Jorge Luis Preciado Rodríguez, quien el año pasado lo sustituyó en la coordinación de la fracción panista en el Senado. El panista, en lugar de contestar repitió la lista de los legisladores de la Comisión de Energía en quienes confía. En relación con el proyecto de ley secundaria de telecomunicaciones, el aspirante panista informó que ya empezaron las negociaciones en el Senado y “ahí las cosas se hacen con mucha seriedad. Ahí aunque se quiera tirar línea es muy difícil, es bueno que hayan empezado los foros de expertos con distintos puntos de vista, para discutir el contenido de las reformas secundarias en telecomunicaciones, pero habrá que esperar para que se tome la mejor decisión”. Sobre los riesgos de la decisión presidencial de que la Secretaría de Marina tome el control de los puertos del país, comentó que el riesgo no es militarizar al país, pues “las fuerzas militares son leales, institucionales y republicanas. El riesgo es que regresemos a gobiernos priistas abusivos, corruptos, totalitarios y autoritarios”. Aunque negó que exista división al interior del PAN, Ernesto Cordero dijo que entre los militantes hay dos visiones: la de los ciudadanos que “militan libremente en el partido desde hace muchos años, que se distinguen por su convicción y su libertad; y existe otra visión de partido donde tenemos algunas semejanzas con el PRI, donde hay un padrón que es movilizable, un padrón corporativo, con afiliaciones masivas. Pero siguen siendo afortunadamente una gran mayoría los panistas que son militantes libres y que votan de acuerdo a convicciones”. Ante la disminución del padrón de militantes de un millón 800 mil a los 220 mil que refrendaron su pertenencia a este partido, Cordero Arroyo dijo no estar seguro que todos los que ya no están efectivamente eran panistas, pero se mostró seguro de que hay muchos “de corazón que no refrendaron su militancia ante la desilusión de cómo se estaban llevando las cosas y la ruta que tenía el PAN”. Por lo anterior, consideró que es muy importante para muchos que ese partido “recupere la brújula, recupere su rumbo, nos volvamos a sentir orgullosos de ser panistas y vamos a convencer a muchos de los que no refrendaron de que vale la pena seguir militando en el PAN”.