El gobierno está en deuda con los menores: CDHDF

miércoles, 30 de abril de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- El año pasado, la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) recibió 422 quejas por presuntas violaciones a las garantías individuales de 513 menores, de los cuales más de la mitad tenían un rango de edad de los 0 a los 11 años. Al clausurar el Foro Internacional sobre la Prevención, Protección y Atención de la Violencia hacia Niñas, Niños y Adolescentes en la Familia, Perla Gómez Gallardo, presidenta del organismo, explicó que los agravios que más se repitieron fueron: violaciones a los derechos de la niñez, de la víctima y de la seguridad jurídica. Asimismo detalló que en el mismo periodo el organismo a su cargo recibió 15 quejas interpuestas directamente por los propios menores agraviados. Las quejas inculparon directamente a personal de dos entidades de la administración pública capitalina: la Secretaría de Seguridad Pública y la Procuraduría General de Justicia. Gómez Gallardo dijo que “el Estado mexicano sigue estando en deuda en lo que respecta al cabal cumplimiento de los derechos de niñas, niños y adolescentes de nuestro país” y de la Ciudad de México. Es fundamental, aseguró, “no sólo el abrir y generar este tipo de espacios de reflexión sino abonar a la discusión y a la construcción de programas y políticas públicas especializadas tendientes a fortalecer los esquemas de prevención y protección a la violencia contra niñas, niños y adolescentes”. Mancera llama a combatir la trata de menores Durante su participación en la clausura del Foro, el jefe de Gobierno del DF, Miguel Ángel Mancera, aseguró que “las niñas y los niños son una prioridad que hemos declarado en repetidas ocasiones para el Gobierno de la Ciudad de México”. Luego, destacó los avances legislativos y políticas públicas promovidos por su administración para buscar la garantía plena de sus derechos, en el programa llamado “10 por la infancia”, basado en planteamientos del Fondo para las Naciones Unidas por la Infancia (UNICEF, por su sigla en inglés). Mancera Espinosa comentó que se debe buscar la eliminación de la querella cuando se habla de violencia a las niñas y los niños dentro de su propia familia. Además, instruyó al director del DIF-DF, Gamaliel Martínez a trabajar en acciones faciliten el acceso a los infantes a la denuncia de cualquier acto de violencia en su contra. El mandatario local aprovechó el foro para llamar a los procuradores de justicia de los estados a unificar criterios y difundir la conducta de trata de personas. “En la trata también están en peligro los niños y las niñas”, dijo. La difusión debe ser, agregó, también en el tema de la explotación laboral y el tráfico de órganos, para generar los mecanismos que contrarresten este delito que afecta a la infancia. El jefe de gobierno firmó el “Decreto por el que se adicionan y reforman diversas disposiciones de la Ley de los Derechos de las Niñas y los Niños en el Distrito Federal”.