...Y dirigente perredista de Guerrero dice que "no lo conoce"

miércoles, 9 de abril de 2014
CHILPANCINGO, Gro. (apro).- David Jiménez Rumbo, dirigente de la corriente perredista Grupo Guerrero, se deslindó del alcalde de Cuetzala del Progreso, Feliciano Álvarez Mesino, un miembro de su grupo político que fue detenido el martes 8 por la Procuraduría General de la Republica (PGR), por sus presuntos nexos con el narco. El aspirante a la dirigencia estatal del PRD, dijo que no conoce al edil acusado por las autoridades federales de brindar protección a un grupo delincuencial dirigido por Froylán Fernando Barrera Guzmán que opera en la zona norte del estado, dedicado al “trafico de drogas, secuestro y extorsión”. También se deslindó del resto de alcaldes postulados por el PRD que forman parte de la corriente que dirige, argumentando que no puede meter las manos por ellos, simplemente porque no los conoce a todos y se manifestó a favor de castigar a los políticos que están vinculados a la delincuencia. Sin embargo, Rumbo admitió que conoce a Servando Gómez Martínez La Tuta, el líder del grupo delictivo Los Caballeros Templarios y aseguró que los hermanos del exgobernador de Michoacán y exdirigente nacional del PRD, Leonel Godoy, están más vinculados al jefe delincuencial. “Soy nacido y crecido en Arteaga. Todos en la región conocen a La Tuta y lo conocen más los Godoy. A mí nadie me ha señalado de nada, conozco a muchos que hoy son delincuentes y muchos que están muertos, pero no por eso soy delincuente”, expresó en tono molesto cuando se le preguntó sobre el tema. En conferencia de prensa, el político conocido por sus excentricidades al lucirse en festejos populares montado en caballos de más de un millón de pesos y andar armado, marcó su deslinde del primer alcalde de la entidad detenido por la PGR por sus presuntos nexos con el narco. Al respecto, dijo que Feliciano Álvarez Mesino es miembro de su corriente política porque el edil detenido “así se declara”, pero insistió en decir que no lo conoce y nunca tuvo tratos con el inculpado. Señaló que el presidente estatal del PRD, Carlos Reyes Torres, otro miembro del Grupo Guerrero acusado por La Tuta de estar vinculado al narco, fue quien se relacionó con el alcalde de Cuetzala, pero atajó diciendo que no pueden responder por su vida privada porque los acuerdos con Álvarez Mesino fueron de carácter partidista. Acompañado por su hermana, la diputada local perredista, Ana Lilia Jiménez y miembros de su grupo político, el dirigente del Grupo Guerrero dijo que el PRD y su corriente no van a brindar protección política al alcalde detenido, aunque apeló a un juicio justo donde se le garantice defenderse legalmente. Luego, reaccionó molesto cuando se les preguntó si metería las manos por el resto de los miembros de su corriente política. “Yo meto las manos por los dirigentes del Grupo Guerrero y por los diputados que están en el sector central”, expresó. –¿Y por los alcaldes? –Conozco a varios, no los conozco a todos porque son muchos los del grupo. –¿Tiene dudas de los alcaldes de su corriente? –No tengo dudas ni certezas, al contrario yo invito a que investigue a todos. –¿Pero, no mete las manos por los alcaldes?, se le insistió. –¿Y yo por qué?, indicó el dirigente de la corriente perredista que postuló candidatos a diputados locales y alcaldes que hoy están siendo detenidos por la PGR por sus presuntos nexos con la delincuencia.