Obispos de México, EU y Centroamérica atacarán causas de migración infantil

jueves, 10 de julio de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Las conferencias episcopales de México, Estados Unidos, Guatemala, El Salvador y Honduras dieron a conocer este jueves una declaración conjunta en la que se comprometen a erradicar las causas estructurales que provocan la migración ilegal de menores de edad hacia EU, y convocaron a los diferentes sectores de la sociedad a sumarse a este esfuerzo. En su declaración, los obispos de esos cinco países subrayan que están “profundamente conmovidos por el sufrimiento de miles de niños, niñas y adolescentes que han migrado desde Centroamérica y México hacia Estados Unidos y que ahora se encuentran detenidos en espera de ser deportados”. Y agregan: “Estos niños salieron de sus países empujados por la miseria, la violencia o el deseo de reunirse con sus padres o algunos de sus familiares que ya han migrado, y ahora, luego de enfrentar toda clase de privaciones y peligros, viven una terrible crisis humanitaria. “Esta dramática situación nos afecta a todos y ha de comprometernos a globalizar la solidaridad, reconociendo, respetando, promoviendo y defendiendo la vida, dignidad y derechos de toda persona, independientemente de su condición migratoria”, apuntan. Los obispos aseguran que combatirán con firmeza la reprobable actividad de los grupos delictivos y del crimen organizado, que en los últimos años han hecho víctimas de sus actividades a los migrantes. Y dicen coincidir con la propuesta de los países centroamericanos, en el sentido de implementar medidas integrales y articuladas para garantizar los derechos de los niños y adolescentes, y la unidad familiar. Hacen el siguiente llamado: “Exhortamos a los padres de familia a no exponer a sus hijos a emprender el peligroso viaje hacia México y Estados Unidos. Y pedimos a la sociedad en general a asumir el papel que le corresponde en este doloroso problema”. Los religiosos consideran positivas algunas medidas del gobierno mexicano para apoyar a migrantes, como el hecho de haber implementado la Coordinación para la Atención Integral de la Migración en la Frontera Sur y la creación de los Centros de Atención Integral al Tránsito Fronterizo. “La Iglesia católica, que desde hace muchos años viene haciendo gestiones ante las autoridades gubernamentales de Estados Unidos, México y Centroamérica a favor de los migrantes, continuará esta labor”, apuntan. La declaración conjunta se hace a pocos días de que el secretario de Estado de la Santa Sede, el cardenal Pietro Parolin, visite la ciudad de México para participar en un foro sobre migración, programado para el próximo lunes 14, y en el que participarán varios obispos y funcionarios mexicanos en la sede de la Cancillería.

Comentarios