Sin discusión, diputados aprueban en comisiones la Ley de Hidrocarburos

lunes, 21 de julio de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Sin apartarse del esquema aplicado en el Senado –aprobar en lo general los artículos y llevar al pleno las reservas–, la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados avaló sin discusión la primera norma del paquete de la reforma energética: la Ley de Hidrocarburos. Por imposición de la mayoría, que integran PRI, PAN, PVEM y Panal, a quienes se oponen a la reforma sólo se les permitió fijar su posición en contra; sin embargo, quienes respaldan los cambios propuestos en materia energética nunca entraron al debate, pues también sólo fijaron su posición a favor. Así, lo que en el Senado llevó por lo menos un día de discusión en comisiones, en San Lázaro bastó algunas horas para que junto con la Ley de Hidrocarburos se modificaran algunas disposiciones a las leyes de inversión extranjera, la de minería y la de asociaciones público privadas. A favor del dictamen intervino Juan Bueno Torio –panista que durante el sexenio de Vicente Fox fue director de Pemex Refinación, ente encargado de entregar franquicias para que particulares puedan establecer gasolineras en el país, como ocurrió con el consorcio Grupo Energético del Sureste (GES), de la familia del extinto Juan Camilo Mouriño, o del actual secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell–, quien justificó así el respaldo de su partido a la reforma de: “El PAN la acompaña porque nos va a traer mayores oportunidades de crecimiento económico, de desarrollo, de infraestructura; nos va a traer la posibilidad de una mayor generación de oportunidades de inversión para medianas y pequeñas empresas que hay a lo largo y ancho del país, porque sin duda se incrementará la producción de petróleo, la producción de gas y la de petrolíferos”. Y pidió “no irnos con la finta” de que no pagarán impuestos las empresas que vengan a explorar o explotar el hidrocarburo. “Es nuestra responsabilidad generar ese cerco fiscal para evita el que las empresas no paguen por lo pronto su impuesto sobre la renta de las utilidades que generaren y también respeten el esquema contractual de dejarle al país lo que le corresponde, que es el valor del petróleo convertido en renta petrolera”. Finalmente, el panista dijo que sí habrá beneficios, entre ellos la disminución en los precios de gas y energía eléctrica, “por ahí del 2018 o 2019”. A su vez, el panista Rubén Camarillo Ortega –presidente de la Comisión de Energía en el Senado durante la legislatura pasada, la cual avaló la reforma energética impulsada por Felipe Calderón en 2008– sostuvo que su partido no está en la discusión “para confabularnos ni con el PRI ni con el gobierno, estamos aquí para hacer el contrapeso necesario a las propuestas del Ejecutivo; quienes no quieran estar en la mesa para hacer ese contrapeso, a nuestro juicio, no son la verdadera oposición”. Ricardo Mejía, vicecoordinador del Movimiento Ciudadano (MC), inició su posicionamiento con un reclamo por la limitación impuesta durante la aprobación del dictamen, como por ejemplo, frenar la discusión en lo particular de los artículos reservados en comisiones y que su debate sólo se produzca en el pleno. Mejía Berdeja expuso un decálogo por el que rechazan avalar la reforma: “Traición a la patria” de quienes elaboraron las reformas; desmantelamiento de Pemex y Comisión Federal de Electricidad; entrega de la renta petrolera a transnacionales, y mayor corrupción. También, el “crimen ecológico”; un atentado contra la propiedad social y privada; afectación a las finanzas de los estados y municipios; el que no bajarán las tarifas de gasolina, luz y gas; falta de contenido nacional, y discrecionalidad de Hacienda en el manejo de los recursos petroleros. Por el PRD, el diputado Luis Espinosa Cházaro dijo que votarían en contra de la ley y de toda la reforma “porque se atenta contra el patrimonio nacional y el interés colectivo de los ciudadanos”. Luego remachó sobre la “ocupación temporal”, figura que sustituyó a la de “expropiación” cuando se trate de hidrocarburos y que el PAN en el Senado adicionó al dictamen del Ejecutivo. El perredista recordó que la denominada “ocupación” durará 30 años, lo que en términos reales representa un despojo que afectará a comunidades enteras. Por el PRI, el nuevoleonés Javier Treviño coincidió con el PAN al señalar que la reforma “promoverá el desarrollo y la competitividad en México y que generará empleos a partir de la Ronda Cero”. Finalmente, la Ley de Hidrocarburos fue avalada con 20 votos a favor y siete en contra. Este martes 22, la Junta de Coordinación Política (Jucopo) determinará si llama a periodo extraordinario el próximo miércoles 23 durante la sesión Comisión Permanente del Congreso de la Unión y poder ponerlo en marcha a partir del lunes 28. En tanto, el resto de la semana la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados sesionará para avalar las minutas que llegaron del Senado y aprobar los dictámenes que desde un inicio tuvieron como Cámara de origen: se trata de la Ley de Ingresos sobre Hidrocarburos y el llamado Fondo Mexicano del Petróleo.

Comentarios