Presentan queja contra asesor legislativo por discriminar a empleadas domésticas

miércoles, 30 de julio de 2014
MÉXICO, D.F. (apro-cimac).- Trabajadoras del hogar interpusieron una queja ante el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) contra el asesor de la Comisión para la Igualdad de Género del Senado, José Antonio Valdivia Peña, por presunta discriminación. El pasado 24 de julio, durante un foro sobre derechos humanos en el Senado al que acudieron representantes de las trabajadoras del hogar y expertas, Valdivia Peña expuso una serie de argumentos para no otorgar derechos laborales a ese sector laboral. Comentó, por ejemplo, que su condición social es un “obstáculo” para que México ratifique el Convenio 189 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que reconoce garantías para estas empleadas. Por ello, este martes 29 de julio el Centro de Apoyo y Capacitación para Empleadas del Hogar (CACEH), encabezado por Marcelina Bautista –quien ha luchado desde hace 30 años porque México otorgue derechos a las empleadas del hogar–, presentó una queja ante el Conapred en contra del asesor legislativo por “presuntos actos discriminatorios”. El recurso está fundamentado en que el funcionario dijo que las trabajadoras no cuentan con actas de nacimiento, no saben leer o escribir, o que son indígenas y migrantes, tal como reportó esta agencia. En entrevista, Bautista recordó que la ratificación del convenio es un compromiso que el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, hizo con las trabajadoras del hogar el 31 de marzo pasado –hecho por el que fue ampliamente celebrado– por lo que el gobierno no puede decir ahora que no se puede ratificar. Marcelina detalló que tras lo sucedido en ese foro, la organización evaluó que los comentarios del asesor fueron “discriminatorios”, ya que cuestionan el otorgamiento de derechos laborales y garantías a las trabajadoras del hogar. En su opinión, los dichos de Valdivia equivalen a decir que “las trabajadoras del hogar no están en condiciones de tener una ley que las proteja”, o “¿para qué ratificar el convenio si de todos modos no se va a cumplir?”; además de que “cuando ellas exijan sus derechos serán despedidas por las patronas”. Lo anterior demuestra una noción de que “no merecemos los derechos que la ley marca”, recriminó Marcelina. Y recordó que si estas trabajadoras están en las condiciones que el funcionario expuso es porque no se les han dado oportunidades, desempeñan un servicio poco valorado por la sociedad, y porque se desconocen sus aportes a la economía nacional y de los hogares. La dirigente del CACEH señaló que esto es un botón de muestra de cómo las trabajadoras experimentan la discriminación por parte de las autoridades, y la falta de una legislación que haga cumplir sus derechos, lo que las deja vulnerables. Las integrantes de la organización esperan que el asesor rectifique sus comentarios, y que se le obligue a informarse más sobre discriminación y los términos adecuados con los que debe referirse a las trabajadoras, sobre todo si habla a nombre de una comisión legislativa.  

Comentarios