Líder del PAN Guanajuato afirma que "diputeibols" sólo bailaban

lunes, 11 de agosto de 2014
GUANAJUATO, Gto. (apro).-  “Yo creo que todos ustedes y yo hemos estado en una fiesta y hemos bailado (…) Yo no puedo juzgar a alguien porque está bailando”, lanzó el dirigente del PAN en la entidad, Gerardo Trujillo Flores, luego de la difusión de un video en el que se observa a varios panistas, entre ellos el coordinador de los diputados federales, Luis Alberto Villarreal, en una fiesta con bailarinas de table dance en una lujosa villa en Puerto Vallarta, Jalisco. “Lo que no se vale es hacer un juicio porque vimos a un diputado bailando en una fiesta (…) Tampoco puedo juzgar a la señorita con la que está bailando, no la conozco, no sé quién es. No sé si es amiga del diputado o no es amiga, conocida, yo qué sé. Qué tal que es su novia y ya estamos aquí prejuzgando”, añadió. Trujillo Flores no descartó una investigación para saber en qué contexto se dio esta “reunión social” con mujeres –algunas de las cuales son acariciadas en los glúteos por los diputados– y el posible uso de recursos públicos para sufragar los gastos de la fiesta, y pidió a sus correligionarios “prudencia y medirse en cuanto al tipo de eventos”. Luego de señalar que también pudo tratarse de un evento privado, preguntó a los reporteros qué pasaría si con ellos sucediera algo similar. “Yo les preguntaría si ustedes cuando van a una fiesta no bailan y si eso daña la imagen del medio en el que trabajan mientras están en una fiesta. O sea, al final es una fiesta privada en la que él (Trujillo Flores) sale bailando, y yo creo que todos ustedes y yo hemos estado en una fiesta y hemos bailado”, apuntó. Además, manifestó que le gustaría saber quién fue la persona que grabó la fiesta de los diputados federales del PAN, donde hubo baile, vino y mujeres, “y lo que mueve a publicar la grabación, que es de enero, hasta agosto”. Precisó: “Creo que hay dos cosas que se deben investigar: primero, quién grabó, y (en segundo lugar) qué mueve a publicar algo que pasó en enero hasta ahora”. Y señaló que aunque Luis Alberto Villarreal es guanajuatense, corresponderá al CEN del PAN revisar alguna posible anomalía en su conducta. Por separado, el dirigente estatal del PRD, Hugo Estefanía, se manifestó respetuoso de la vida personal de cualquier ciudadano, pero advirtió sobre “la doble moral e incongruencia en un partido con representantes que ejercen conductas que públicamente suelen sancionar”. Estefanía exigió aclarar el origen de los recursos que se gastaron en la fiesta panista, en virtud de que tuvo lugar durante un encuentro parlamentario, “en el marco de una agenda electoral que concluyó con el apoyo a reformas privatizadoras”. Esta fiesta pudo tratarse de una forma clásica de cooptación, por lo que el Órgano de Fiscalización de la Cámara Federal está obligado a investigar y, en su caso, sancionar, dijo. “El diputado Villarreal primero se vio involucrado en acusaciones de corrupción en el caso de los llamados moches, y ahora se le ubica en este tipo de escándalos (…) El hecho de que se trate de un personaje con un peso político importante al interior de su partido exhibe el deterioro que el PAN ha sufrido en el ejercicio del poder, tanto en los valores que dice defender, como en la cada vez más constante irrupción en casos de corrupción e ineficiencia”, concluyó el perredista.

Comentarios