Denuncian desplazamiento de bases zapatistas por riesgo de ataques

lunes, 4 de agosto de 2014
TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- Un grupo de 32 personas de la comunidad Egipto, del municipio autónomo San Manuel –pertenecientes al Caracol de La Garrucha–, se desplazó de manera forzada ante el riesgo de un ataque por parte de habitantes del Ejido Pojcol, municipio de Chilón, que invadieron tierras recuperadas de bases de apoyo del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN). De acuerdo con el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas (Frayba), el desplazamiento de mujeres, niños y ancianos se registró el sábado 2, luego de que un día antes personas armadas irrumpieron en la comunidad y realizaron disparos al aire. Los hechos de hostigamiento, despojo territorial y agresiones se dan en el marco de la Primera Compartición de los Pueblos Zapatistas y Pueblos Originarios de México “Compañero David Ruiz García”, que inició este lunes en la comunidad autónoma La Realidad. Ante el riesgo de un ataque, el Frayba solicitó a la sociedad civil nacional e internacional mantenerse alerta para evitar que escale la violencia contra las bases de apoyo del EZLN. Previo a esa incursión, alrededor de 20 personas armadas ingresaron el pasado 25 de julio a la tierra de trabajo colectivo del municipio autónomo San Manuel, donde destruyeron viviendas, y quemaron letreros que las bases de apoyo habían colocado en protesta por el asesinato de José Luis Solís López, Galeano, perpetrado el 3 de mayo por miembros de la Central Independiente de Obreros Agrícolas y Campesinos (CIOAC), las fuerzas paramilitares y los mandos de contrainsurgencia del Estado. Los agresores hicieron disparos al aire con armas calibre 22 durante la mañana y por la tarde, y al día siguiente abandonaron la comunidad, no sin antes advertir a los zapatistas que los despojarían de sus tierras. El 30 de julio el grupo agresor volvió a Egipto, donde limpió una parte del terreno, fumigó varias hectáreas de potrero, hirió con un cuchillo a un toro cebú e inscribió en la tierra la leyenda “territorio Pojcol”. Por esos hechos, el Frayba dirigió un escrito al gobierno del estado para solicitarle que adopte las medidas necesarias para evitar consecuencias de difícil o imposible reparación. El Centro de Derechos Humanos ha documentado otras agresiones contra las bases de apoyo del EZLN, entre ellas el asesinato de José Luis Solís y la destrucción de la clínica y escuela en la comunidad autónoma La Realidad, municipio de Las Margaritas, previo al homenaje que realizaría el EZLN en memoria del filósofo y activista Luis Villoro, fallecido el pasado 5 de marzo a los 91 años.

Comentarios