Anuncia Peña apoyos para afectados por "Odile"; alerta por tormenta tropical "Polo"

martes, 16 de septiembre de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- En el recuento de los daños ocasionados por el paso del huracán “Odile” en Baja California Sur, la zona de Los Cabos resultó con la mayor afectación: incomunicado, sin agua potable ni energía eléctrica y con la interrupción de telefonía fija y celular. El coordinador nacional de Protección Civil, Luis Felipe Puente, informó que en varias partes de la entidad se registró caída de árboles y postes, además de daños en infraestructura vial y viviendas, además de inundaciones en la bahía de Los Ángeles. El Sistema Meteorológico Nacional (SMN) informó que el huracán categoría 3 ya se degradó a tormenta tropical. Sin embargo, alertó de la llegada de “Polo”, nuevo fenómeno meterológico que se acerca a las costas de Oaxaca, Guerrero y Jalisco, donde ya se emitió la alerta. Como parte de las tareas de rescate en la zona devastada de Baja California Sur, la Coordinación Nacional de Protección Civil puso en operación el Puente Aéreo para trasladar a alrededor de 30 mil turistas –la mayoría extranjeros-- varados en la entidad. La operación se hizo desde San José del Cabo con aeronaves de la Policía Federal, la Marina y la Defensa Nacional. Los turistas fueron trasladados a los aeropuertos de Guadalajara, Tijuana, Mazatlán y el Distrito Federal, con apoyo de aviones de aerolíneas comerciales. Entre los afectados que llegaron al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, se encontraban miembros de la selección de béisbol de Argentina quienes disputarían un encuentro de juegos panamericanos de la sub 18. Por la tarde, luego de encabezar el desfile militar por el 204 aniversario del inicio de la Guerra de Independencia de México, el presidente Enrique Peña Nieto viajó a Baja California Sur para coordinar los trabajos de auxilio y reconstrucción de la zona devastada por “Odile”. En rueda de prensa conjunta, Peña Nieto anunció acciones de recuperación para la entidad tras el paso de “Odile”, así como facilidades e incentivos a la inversión privada. El mandatario federal dijo que parte de la reconstrucción dependerá de la capacidad de los emprendedores para poner en pie la actividad económica en Baja California Sur. Previo a ello, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio, encabezó una reunión de coordinación entre autoridades estatales, municipales y federales para evaluar los daños del huracán en esa zona. En la rueda de prensa también estuvieron los secretarios de Turismo, Claudia Ruiz, Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, así como el director de la Comisión Nacional del Agua, David Korenfeld. El secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray, anunció la aplicación de tres programas de incentivos y fomento económico para el sector comercial afectado por el huracán. La Policía Federal alertó a la población por la corrida de arroyos y cortes en la carretera Transpeninsular, que mantienen incomunicado vía terrestre a Baja California Sur. El primero corte está en el kilómetro 152 de la carretera Transpeninsular, en el Municipio de Mulegé, a unos kilómetros de la línea divisoria con Baja California. Reportes de las autoridades de Jalisco informaron que en Puerto Vallarta dos personas –un turista originario de Guadalajara y un vendedor ambulante de platería— murieron ahogadas la tarde del pasado lunes al ser alcanzados por olas de hasta cinco metros de altura, efecto del huracán “Odile”. Pese a los esfuerzos de los rescatistas, ambos fueron rescatados sin vida. Afectaciones en Oaxaca El Servicio Meteorológico Nacional informó de la presencia de la tormenta tropical “Polo” en el Océano Pacífico y activó la alerta desde la zona de Zihuatanejo, Guerrero, hasta Cabo Corrientes, Jalisco. En Oaxaca, la misma tormenta ocasionó inundaciones en el municipio de Pinotepa Nacional y el derrumbe de al menos cuatro casas. Sin embargo, hasta el momento no se ha declarado necesario el traslado de personas a albergues. Para las próximas horas se prevén lluvias intensas en Oaxaca y Guerrero y muy fuertes en Michoacán, donde se podría producir oleaje de dos a tres metros de altura en las costas de estas entidades. Como medida de precaución, en ocho municipios de la Costa Grande de Guerrero se suspendieron las clases en todos los niveles educativos para este miércoles. El SMN informó que “Polo” podría convertirse en huracán categoría 1 en los próximos días y desplazarse hacia el noroeste del país.

Comentarios