Senado aprueba con cambios la ley de derechos de menores

lunes, 29 de septiembre de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Por unanimidad de 100 votos a favor y cero en contra, el Senado aprobó en lo general y en lo particular la Ley General de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes, con modificaciones a 106 de los 141 artículos originales de la iniciativa enviada por el Ejecutivo federal, la primera que se dictaminó con carácter de preferente; además se incluyen 14 nuevos derechos. La nueva ley pone el acento en los derechos y no en el sistema asistencialista, tal como estaba originalmente en la iniciativa presidencial y pretende atender al 37% de la población, los 40 millones de niños, niñas y adolescentes, de los que 80% están “en riesgo de no desarrollar su vida con la calidad necesaria”, destacó el senador Alejandro Encinas, presidente de la Comisión de Estudios Legislativos y una de las seis dictaminadoras. La ley aprobada también derogó la facultad de la Secretaría de Gobernación (Segob) para “establecer lineamientos” con los concesionarios de radio y televisión para que incluyan en su programación espacios de difusión de los derechos de los niños, niñas y adolescentes. Se consideró que este ordenamiento, en el artículo 64, violaba la libertad de expresión. Además se estableció la prohibición de que los concesionarios difundan o transmitan información, imágenes o audios “que afecten o impidan objetivamente el desarrollo integral de niñas, niños y adolescentes, o que hagan apología del delito”. En el artículo 80 de la nueva ley también se protegen los datos personales y la identidad de los menores de edad y adolescentes. En caso de incumplimiento, por parte de los medios de comunicación, se podrán promover acciones civiles de reparación de daño, o presentar denuncias y querellas en caso de posible responsabilidad penal. Las comisiones dictaminadoras incorporaron en el artículo 86 la obligación de las autoridades federales, estatales y municipales para adoptar medidas necesarias “para evitar la revictimización de niñas, niños y adolescentes que presuntamente son víctimas de la comisión de un delito o violación a sus derechos humanos”. La ley estableció el acceso permanente de niñas y adolescentes embarazadas a los sistemas educativos, así como promover la difusión de los derechos sexuales y reproductivos de las y los menores de edad. En el artículo 148, los senadores establecieron como infracciones el hecho de que “los concesionarios de radio y televisión difundan o transmitan imágenes o datos que afecten o impidan objetivamente el desarrollo integral de niñas, niños o adolescentes o que hagan apología del delito”. De este artículo se eliminó la frase original “y a quien dirija medios impresos” que venía en la iniciativa presidencial. “Es una ley abortista”, acusó el senador panista José María Martínez, presidente de la Comisión de Familia, durante la discusión en lo particular. El legislador, famoso por su postura ultraderechista, condenó la legislación por haberse reconocido la necesidad de la prevención de los embarazos adolescentes con educación sexual y reproductiva.

Comentarios