Presenta Peña Nieto "Prospera", al estilo mexiquense

jueves, 4 de septiembre de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- Porras, aplausos, concentración multitudinaria de acarreados que coreaban el nombre del presidente Enrique Peña Nieto quien, acompañado de la mayor parte de su gabinete legal, burócratas de todo el país y el gobernador mexiquense Eruviel Ávila, presentó el programa social distintivo de su administración, Prospera. Ecatepec de Morelos, Estado de México, se engalanó hoy con el escenario presidencial compuesto por grandes templetes, decorado con fotografías monumentales en mamparas, pantallas gigantes, reflectores y altavoces de alto decibelaje, que reciben a su exgobernador, hoy presidente, y a su exalcalde, hoy gobernador. “Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña, Peña Nieto”. Gritos de campaña, vocablo éste último que viene de campiña, campo llano como el que un día fue visible en Ecatepec, convertido hoy en el municipio más populoso del país, estampa grisácea de cemento y block que, según el Consejo Nacional para la Evaluación de la Política Social (Coneval), tiene 6% de sus habitantes en pobreza extrema y el 40% en pobreza, las clasificaciones indicativas de las poblaciones a las que se dirigen los programas sociales. “Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña, Peña Nieto”. Semana de informe gubernamental, marcado por renovadas promesas de mejor futuro, cuya apuesta se centra en el cambio que durante dos años ha sido de leyes y antier, reiteró, se materializará en crecimiento y desarrollo económico; ayer prometió un mega proyecto aeroportuario, dos asuntos sobre los que habló ampliamente el gobernador mexiquense, para luego soltar: “Señor presidente, le estamos agradecidos”. Esta tarde, la tradición presidencial de marcar funciones de gobierno y programas con nombres distintivos para la administración, se expresa en Prospera. Un video proyectado para la ocasión y el presidente en su discurso, lo explican: antes, desde 1997 fue Progresa; luego, en 2002, Oportunidades, programas a los que se debe reconocer su gestión pero hoy, en el nuevo México, deben renovarse. “A partir de hoy (Prospera) será la principal estrategia para combatir la pobreza en México”, decretó el mandatario, en el Diario Oficial de la Federación y en su discurso. Usted, señor presidente… Es la visita número 27 de Peña Nieto al Estado de México en lo que va de administración, según el gobernador Eruviel Ávila, que esta vez recibe al mandatario federal bajo una enorme carpa repleta de personas, principalmente mujeres. Son ellas las que gritan, corean, aplauden…. “Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña, Peña Nieto”. La encargada de dar detalles es la titular de Desarrollo Social, Rosario Robles. A la funcionaria, otrora maoísta, dirigente del PRD y defenestrada en la vorágine de los casos de corrupción conocidos como videoescándalos hace una década, le son indiferentes coros, porras y vítores. Ella, se dirige al mandatario. De su discurso: “Usted nos instruyó para que pusiéramos en marcha una política social de nueva generación, que trascendiera la lógica asistencialista…”. “Nos ordenó que los compromisos asumidos durante su campaña presidencial estuvieran presentes de manera prioritaria en nuestras acciones”. “Usted nos dijo que este Gobierno no venía a administrar, sino a transformar”. “Gracias a la Reforma Educativa y al Programa de Escuelas de la Reforma Educativa, que usted puso en marcha y que en principio involucra a 20 mil escuelas, los niños y las niñas becados por Prospera recibirán una educación de calidad”. “Usted decidió a través de esta reforma progresiva y justa, proteger a las familias de menos ingresos”. “Usted, señor Presidente, confía plenamente en las mujeres. Sabe de lo que son capaces. Sabe que son el motor, el corazón de sus familias. Sabe que son una garantía, que son las mejores pagadoras cuando reciben un crédito y son sus principales aliadas para poner a México en movimiento. “No creo equivocarme, al decir, a nombre de todas estas mujeres y de las mujeres mexicanas: Gracias. Gracias, señor Presidente, por confiar en nosotras”. “Usted no tuvo la menor duda en que la inclusión financiera sea un rasgo distintivo de PROSPERA”. “Señor Presidente: Usted se comprometió a combatir la pobreza y con PROSPERA, está cumpliendo”. El beso de Jazmin En camisa de barras rojas y blancas, con las mangas redobladas, el Jefe de Estado se explaya, recibe el aplauso, recoge saludos y sonrisas, hasta que en uno de los discursos, Jazmín Donadieu, según su mensaje, beneficiaria de cuanto programa social se anuncia (Oportunidades, Seguro de Jefas de Familias, y hasta de los Proyectos Productivos para mujeres por los cuales ya hizo solicitud), intenta cumplir un encargo. “A nombre de todas mis compañeras, me pidieron que le diera un beso y un gran abrazo, pero por cada una. Y lo voy a hacer. Así es de que, me dice si vamos empezando desde ahorita”. “A la bio, a la bao… Jazmín, ra-ra-ra”, reacciona la multitud. El presidente lo acepta y lo devuelve. “Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña, Peña Nieto”. Más tarde, el Jefe de Estado dirá que ese beso, representa el de las mujeres mexiquenses que lo han “arropado, cobijado”. En respuesta, él lo regresa a través de Jazmín. El presidente Enrique Peña Nieto, insistió en que su compromiso es que México crezca a su máximo potencial y, para ello, impulsó la agenda de reformas. Pero admite que eso no es suficiente, por lo que ahora, se han dado “tres cambios sustanciales” para una política social de “nueva generación”. Esos cambios consisten en que antes no se admitía que había hambre y hoy “se está en movimiento para erradicarla”; antes no se protegía a las mujeres jefas de familia y hoy, tiene seguro de vida; no se otorgaba apoyo a los adultos mayores y hoy los beneficiarios con pensión suman 5.7 millones de personas. “Peña, Peña Nieto; Peña, Peña Nieto”. El nuevo programa, que sustituye Oportunidades no eliminará los beneficios que actualmente se otorgan a la población. Por el contrario, según el presidente, con Prospera, se aumentarán. Por ejemplo, en educación, Oportunidades sólo daba apoyos para nivel medio superior y ahora se entregarán para los niveles técnico superior y superior que, contempla un estímulo de 5 mil pesos para inscripción. En salud, se ampliarán los beneficios en el Seguro Popular y Seguro Siglo XXI. Además se ampliará de los actuales 13 servicios a 27 servicios. Habrá un programa de vacunación contra el virus del papiloma humano, otro de prevención de embarazos de adolescentes y planificación familiar. Liconsa dará más leche, pero sobretodo, el programa incluye un nuevo enfoque de “inclusión financiera”, que posibilitará a mujeres el acceso a créditos para empresas; seguro de vida y becas de trabajo para jóvenes, así como estímulos para la producción en el campo con otro programa al que también se le cambió el nombre, Proagro, que hasta hace poco era conocido como Procampo. A cada anuncio, cada modulación de la voz presidencial, por cierto enronquecida, la multitud aplaudía y coreaba: “Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña, Peña Nieto”. Momentos después, el mandatario saludaba, se acercaba, como si fuera a brincar las vallas metálicas, apuntando como si reconociera a alguien, sonriente como antes de que iniciara la campaña. A casi dos años de gestión, Peña Nieto ha puesto en marcha su programa social en Ecatepec, donde el gobernador Eruviel Ávila, lo ha recibido: “Ésta es su casa, señor Presidente. Es el cariño de sus paisanas y paisanos del Estado de México”. “Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña, Peña Nieto; Pe-ña…”

Comentarios