Denuncian trato preferencial del IFT a Televisa

lunes, 12 de enero de 2015
MÉXICO, D.F., (proceso.com.mx).- El doble rasero en materia de competencia en telecomunicaciones se concretó en los primeros días de 2015: mientras Grupo Televisa avanzó en su proceso de concentración de los suscriptores de televisión restringida al pasar del 62 al 66 por ciento con la adquisición de Telecable (Cablevisión Red), Dish, la única empresa que compite con Sky )la compañía de Azcárraga Jean en televisión de paga satelital) fue multada por el Instituto Federal de Telecomunicaciones. Grupo Dish (sociedad de MVS con EchoStar y Telmex) fue sancionada con una multa de 57.4 millones de pesos, de los cuales sólo 14.4 millones corresponden a la telefónica de Carlos Slim por no haber notificado su pretensión de una posible concentración. La reacción de especialistas en el sector ha sido negativa. El profesor del ITAM Ramiro Tovar Landa afirmó que la multa de IFT confirma “el tratamiento claramente preferencial hacia una operación y discriminatoria hacia otra”. La concentración de Televisa –que no puede ser prohibida por IFT debido a que el artículo 9 transitorio de la nueva Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión excluye al organismo regulador de estas operaciones-, “nos vuelven a dejar claro cómo hay diferentes varas, diferentes medidas y criterios porque una adquisición cabal no se investiga”, abundó Tovar Landa. Tovar insistió que la concentración nueva de Grupo Televisa se realiza al amparo del noveno transitorio que fue conocido como “Cláusula Cablecom” y ahora “Cláusula Telecable”. En el primer caso, permitió que la empresa de Emilio Azcárraga Jean adquiriera el 100 por ciento de Cablecom, lo que incrementó de 52 a 62 por ciento su participación en el mercado de televisión por cable. Con Telecable este porcentaje aumentará a 66 por ciento. Para otros especialistas de la industria consultados la adquisición de Telecable –empresa original de Grupo Hevi- afectará a Megacable, la segunda compañía más grande en televisión por cable, con presencia en las mismas entidades donde opera la nueva empresa que Televisa adquirió por 3 mil millones de pesos. Sólo Megacable y Grupo Dish quedan como las grandes compañías de televisión restringida que no han sido absorbidas por Grupo Televisa que, en menos de un año, invirtió 12 mil millones de pesos para comprar el 100 por ciento de Cablecom y de Telecable.

Comentarios