Vergara rechaza presiones a juez: No quiero ver a Angélica en la cárcel

miércoles, 7 de octubre de 2015
MÉXICO, D.F., 7 de octubre (apro).- El dueño de Chivas y Omnilife, Jorge Vergara, negó haber influido al juez que emitió la orden de aprehensión contra su aún esposa Angélica Fuentes a quien –dijo—no quiere ver en la cárcel y la conminó a negociar las 12 demandas penales, civiles y familiares que mantiene en su contra. En entrevista con Radio Fórmula, negó las acusaciones que hizo Arturo Sandoval, abogado de Fuentes, en el sentido de que llevó a cabo “manejos indebidos” para que el juez ordenara la aprehensión de su esposa. Vergara aseguró tajante que no conoce al juez, que no presionó, y que ni él ni sus abogados pagaron para que se concretara la orden de aprehensión. El único manejo que hubo, dijo, fue que el juez juzgó el caso con el sistema antiguo, no en el moderno, porque el delito se cometió cuando el primero estaba vigente. El dueño de Chivas recalcó que su interés primordial es que Angélica Fuentes, quien ya no tiene poder en el equipo de futbol ni en Grupo Omnilife, negocie, porque “aún se puede parar” el proceso legal, y “más adelante será muy difícil”. De no ser así, advirtió, alrededor de 12 demandas del orden penal contra Angélica Fuentes seguirían su curso. Vergara indicó que no quisiera ver que su aún esposa, Angélica Fuentes, en la cárcel por el pleito legal que mantienen, para no afectar a sus hijas. Dijo estar dispuesto, “de corazón, a hacer todo el sacrificio” para llegar a un acuerdo con su esposa, a quien le “han faltado ganas” de colaborar en las negociaciones que no se han podido llevar a cabo porque el monto económico que pidió “es muy alto”. “Lo que pidió es imposible para Omnilife”, afirmó Vergara sin detallar cantidades, pero indicó que de pagarlas, “desaparecería Omnilife”. El empresario aseguró que ha platicado con Angélica Fuentes sobre el presunto fraude que realizó a sus empresas y ella habría aceptado su responsabilidad en privado. Según Vergara, en su momento le pidió negociar para evitar la querella, pero ella se negó y por ello ha dejado correr las demandas, una de las cuales derivó en la orden de aprehensión que seguirá, dijo, a pesar de la remoción del juez. Antes, entrevistado en el mismo espacio, Arturo Sandoval, abogado de Angélica Fuentes, afirmó que el hecho de que un juez de Ciudad Guzmán y no un magistrado federal haya dictado la orden de aprehensión contra su clienta demuestra “cosas ocultas y turbias” de Jorge Vergara. El abogado dijo que no sorprendió la orden de aprehensión, pues “ya lo veíamos venir”, y aseguró que será recurrida en los juzgados federales. “Un dato muy importante es que la denuncia y en todo el procedimiento salen de un juez de Ciudad Guzmán, ni siquiera sale de un juez del estado de Jalisco. Eso es un dato muy revelador, seguramente hay unas cosas ocultas, cosas turbias por las cuales optó el señor Vergara para acudir a un juez en Ciudad Guzmán”, sostuvo Sandoval. Además, abundó, la actuación del juez de Ciudad Guzmán mostró severas irregularidades durante el caso. “A nosotros nunca se nos dio acceso a la averiguación. Jamás se le informó (a Angélica Fuentes), nunca fue citada para este caso. Ahí encontramos severas irregularidades en el actuar del juez”, subrayó. Sandoval comentó que ya tramitaron un amparo contra la orden de aprehensión, “pero lo dejaremos en manos de un juez federal”. Y reiteró que no hay un acuerdo entre Fuentes y Vergara. “Ella apela que el señor Vergara se conduzca en los principios de la ética para llegar a un arreglo ante los tribunales. Desconocemos algún arreglo, no tenemos conocimiento de que exista algún acercamiento para arreglar las diferencias”, comentó. El juez de Ciudad Guzmán que dictó la orden de aprehensión contra Fuentes fue removido el martes pasado. En un comunicado, el Consejo de la Judicatura dio a conocer que la remoción del juez obedece a una “posible irregularidad muy grave” en este caso que es de conocimiento público y notorio y anunció una investigación hacia el Juzgado Especializado en Materia Penal de Zapotlán El Grande, municipio conocido también como Ciudad Guzmán. Sandoval señaló que aunque se trata de una decisión del Consejo de la Judicatura Federal, “todo esto es producto de que el gobierno de Jalisco ha sido muy tenaz en tener una lucha en contra de las instituciones que actúan de forma irregular” y destacó que el juez cesado de su cargo “tenía algunos antecedentes”, pues ya había sido cesado de Chapala. Finalmente, el abogado afirmó que aunque Angélica Fuentes está fuera de México, no está huyendo. “Al ser una exitosa empresaria del ramo del acero ella siempre ha tenido sus asuntos fuera del país”, justificó.

Comentarios