Apuntala Texas frontera con México; despliega mil elementos de la Guardia Nacional

martes, 15 de diciembre de 2015
MÉXICO, DF (apro).- Greg Abbott, el gobernador republicano de Texas, extendió hoy el mandato de los cerca de mil integrantes de la Guardia Nacional desplegados en la frontera que comparte el estado sureño con México, pues aseveró que el gobierno federal no atendió sus solicitudes de incrementar la presencia de la Patrulla Fronteriza en la zona. “En septiembre informé al secretario de Seguridad Nacional, Jeh Johnson, sobre el incremento significativo del número de (migrantes) menores no acompañados que otra vez desbordan (sic) nuestra frontera”, declaró, al añadir: “A pesar de la advertencia –seguida por una plática telefónica al respecto--, mi solicitud por mayores recursos estratégicos y agentes para asegurar la frontera fue ignorada”. Según el político, seis mil 465 menores no acompañados cruzaron la frontera por el Valle de Rio Grande durante los pasados meses de octubre y noviembre; el doble que durante el mismo periodo del año pasado cuando tres mil 219 menores ingresaron al territorio estadunidense. De acuerdo con el Texas Tribune, además de prorrogar el mandato de la Guardia Nacional –que el exgobernador Rick Perry desplegó en la frontera en verano de 2014--, Abbott también incrementó la frecuencia de los patrullajes en el Río Grande y erogó 200 mil dólares en servicios de emergencia. En junio pasado el gobernador tejano promulgó una ley que incrementó la presencia de militares jubilados, de los servicios de inteligencia y de la Guardia Nacional en la frontera, con el objetivo anunciado de combatir los “más de 100 mil integrantes de pandillas quienes operan en la frontera de Texas”. La ley forma parte de un plan de más de 800 millones de dólares para sellar la frontera, y su promulgación provocó reacciones indignadas en la oposición demócrata, la cual exigió al gobernador demostrar con estadísticas que el despliegue de la Guardia Nacional resultó eficaz. La Cancillería mexicana emitió un boletín en el que “lamentó” la decisión del gobierno de Texas, pues demuestra un “enfoque parcial de la región fronteriza”. La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) planteó que “vigilará que la eventual instrumentación de estas medidas no afecten los derechos de sus nacionales”. El pasado 8 de septiembre, la canciller Claudia Ruiz Massieu recibió Abbott en la SRE en lo que la Cancillería calificó de “nuevo capítulo en la relación” entre México y Texas. En esa ocasión, Ruiz Massieu y Abbott firmaron acuerdos en materia de intercambio académico y de infraestructura fronteriza.

Comentarios