Centro Pro gestiona reunión entre Papa y padres de normalistas

miércoles, 23 de diciembre de 2015
MÉXICO, DF (apro).- El Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro (Prodh), de la Compañía de Jesús, está realizando gestiones en el Vaticano a fin de que el Papa Francisco tenga un encuentro con los familiares de los normalistas desaparecidos de Ayotzinapa, durante la próxima visita que el pontífice hará a México, del 12 al 17 de febrero próximo. El pasado jueves 17 de diciembre, el director del Prodh, Mario Patrón, se reunió con los familiares de los desaparecidos en las instalaciones de la normal rural de Ayotzinapa, y ahí les informó sobre estas gestiones. Don Emiliano Navarrete, uno de estos padres de familia y quien participó en dicha reunión, comenta: “Mario Patrón nos informó que los jesuitas en Roma están haciendo las gestiones para que el Papa tenga un encuentro con nosotros, ya que el Papa también es jesuita”. --¿Y cuál fue la respuesta de ustedes los familiares? --En esa reunión estuvimos algunos 35 familiares. Algunos estuvimos de acuerdo en reunirnos con el Papa, otros no. Finalmente acordamos que, de lograrse ese encuentro con el Papa, fueran los familiares que así lo quisieran. En septiembre pasado, don Emiliano Navarrete viajó a Estados Unidos con un grupo de estos familiares que entonces intentaron reunirse con Bergoglio, durante el viaje que éste hizo a ese país. Pero el encuentro no pudo concretarse. Ahora vuelven a intentar tener una audiencia con el Papa a través del Prodh. Por su lado, el Grupo de Los Otros Desaparecidos de Iguala ya solicitó formalmente una audiencia con el pontífice, pero las gestiones las hizo a través del nuncio apostólico en México, Christophe Pierre, y del obispo de Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel. El mismo obispo Rangel tenía el deseo de que, durante su viaje a México, Bergoglio visitara la ciudad de Iguala para que ahí sostuviera un encuentro multitudinario con los familiares de todos los desaparecidos del país, no sólo los de Ayotzinapa. “Tengo un deseo muy personal de que el Papa vaya a Iguala para darnos ahí un mensaje de paz y reconciliación. Sería muy bueno para las víctimas de la violencia de todo el país”, comentó el obispo Rangel a la revista Proceso, en noviembre pasado (número 2038). Poco después, se dio a conocer la agenda del Papa en México, y en ella no figuraba ninguna reunión con las víctimas de la violencia. Sin embargo, el secretario general de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), monseñor Eugenio Lira, indicó que es muy probable la cancelación del evento que el Papa tiene programado con el “mundo de la cultura”, el 14 de febrero en el Auditorio Nacional. En entrevista con el diario Excélsior --publicada este miércoles--, Lira agregó que aún se van a “ajustar detalles” de la agenda papal, por lo que ésta todavía no es definitiva. Así, las víctimas de la violencia en México aún tienen esperanzas de conseguir un encuentro con el pontífice jesuita. En tanto, Omar García, normalista de Ayotzinapa, publicó una petición en el portal Change.org para sumar apoyos para que pueda concretarse el encuentro con el líder de la iglesia católica. Cita la petición: “En medio de tanto dolor la visita del Papa Francisco nos da esperanza. Queremos ser escuchados después de años de haber encontrado oídos sordos a nuestro reclamo de verdad y justicia por parte del gobierno mexicano. “El representante del Vaticano en México celebró ya una misa en la normal rural de Ayotzinapa. Por eso sabemos que el Papa comprende nuestro dolor. “Queremos llenarnos otra vez de fuerzas para seguir buscando a nuestros hijos, hermanos, amigos. Queremos que el mundo conozca nuestras historias porque solo así lograremos que nuestra voz crezca y que todo este dolor tenga algún sentido”.

Comentarios