Se ahonda crisis en el INE; prolongan ausencia representantes de siete partidos

miércoles, 25 de febrero de 2015 · 13:26
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Los representantes ante el Instituto Nacional Electoral (INE) de los partidos PAN, PRD, Morena, PT, MC, Partido Humanista y Partido Encuentro social continuaron ausentes de la sesión del máximo órgano electoral. Con su decisión, prolongaron la crisis política que atraviesa el INE a poco más de tres meses de que se realicen los comicios federales. Los siete partidos opositores acusan una conducción parcial del proceso electoral en favor del PRI y el PVEM, partidos que participarán coaligados en el proceso electoral en puerta. Lorenzo Córdova, presidente del INE reconoció, al arrancar la sesión, que la ausencia de los siete partidos políticos en las sesiones de trabajo y de las comisiones no puede obviarse. Informó que ya están trabajando para mejorar los procesos del Instituto e invitó nuevamente a los representantes partidistas a reincorporarse a los trabajos. "Es importante el escrutinio, pero más importante es ratificar permanentemente el compromiso de todos los actores con el pacto político que encarna esta mesa, la mesa en que de manera privilegiada se procesa la pluralidad política", dijo el presidente del INE. De manera inusual, representantes del PRI, PVEM y Panal, hicieron uso del micrófono para denostar a los partidos ausentes y negaron que el INE los esté favoreciendo. Por eejmplo, Jorge Herrera, representante del Partido Verde, rechazó que su partido haya sido favorecido con las decisiones de la Comisión de Quejas del INE. "¿Cómo se atreven a decir que mi partido ha salido favorecido en la Comisión de Quejas cuando nos han bajado prácticamente todos los promocionales que hemos mandado a difusión?", refirió. Lo que no dijo, es que esa medida se tomó tres meses después de que comenzaron su transmisión y sólo a partir de una sentencia del Tribunal Electoral. Ayer un grupo de 250 consejeros locales y distritales del INE de 29 entidades reprobaron la decisión del Consejo General de posponer la discusión de normas que frenen la compra y coacción del voto.