Campesinos del PRI se disputan a golpes liderazgo en la CNC

miércoles, 18 de marzo de 2015
XALAPA, Ver. (apro).-Grupos contrarios de la Confederación Nacional Campesina (CNC) armaron una gresca en las afueras del inmueble de la central campesina para hacerse de la dirigencia de la Liga de Comunidades Agrarias. Subsidiados por el diputado priista de Chicontepec, Edgar Díaz Fuentes, un grupo de campesinos que portaba palos, tijeras de jardinero y piedras, lanzaron golpes y patadas para tratar de instalarse en la oficina principal de la CNC, ubicada en el barrio de San José de Xalapa. Campesinos liderados por Julio Espinosa Morales se negaron a desalojar el recinto y se defendieron como pudieron. A los alrededores y durante 10 horas que duró el conflicto, los elementos de la Policía Estatal Acreditable de Xalapa sólo observaban expectantes el conflicto. Los campesinos de Díaz Fuentes provenientes de los municipios de Camerino Z. Mendoza y Chicontepec arribaron a las oficinas de la CNC desde las 8:00 de la mañana y en unas horas lograron someter el enrejado principal utilizando palos, bates, tubos y varillas. Desde arriba, los campesinos que resguardaban su cuartel, arrojaban gas pimienta y bolas de fuego, elaboradas con telas y papel. Entre mentadas de madre y retos de enfrentarse en una batalla campal, ambos grupos campesinos aseguraban que solo la dirigencia nacional de la CNC o la intersección del gobernador, Javier Duarte podría dar solución al conflicto que ya arrastra varios meses. En vísperas de que arranquen las campañas a las diputaciones federales, el próximo 5 de abril, la central campesina se encuentra confrontada, ello derivado de pugnas entre los grupos que llevan años usufructuando los principales subsidios al campo y los que no se ven beneficiados por no estar en la dirigencia de la CNC. Otro de los problemas que agudizó el conflicto, es que el diputado local priista Edgar Díaz aspira a ser el nuevo líder de la CNC y la administración saliente ha retrasado por meses la publicación de la convocatoria para renovar a sus dirigentes. A las 6:00 de la tarde, el grupo que comanda Díaz logró entrar a las instalaciones de la CNC y hacerse del inmueble el cual quedó destrozado al fragor de la batalla: Ventanas rotas, basura, hurto de mobiliario y paredes sucias. El grupo de Espinoza Morales se escapó como pudo por las ventanas y brincando las azoteas.

Comentarios