Ajeno a las negociaciones, Peña se congratula por acercamientos entre EU y Cuba

viernes, 10 de abril de 2015
PANAMÁ (proceso.com.mx).- El presidente Enrique Peña Nieto se congratuló de los avances en la normalización de las relaciones diplomáticas Cuba-Estados Unidos y expresó su disposición a contribuir en el proceso. Aunque aclaró que la Cumbre de las Américas no lleva en su agenda formal dicho reencuentro diplomático, consideró que la inclusión de Cuba por primera vez, es reflejo del avance en dicha normalización. En dos entrevistas, con el periódico panameño, La Estrella y con el Grupo de Diarios de América, respectivamente, Peña Nieto felicitó el encuentro de esos países y de la inclusión total de los líderes continentales en la Cumbre. A pregunta expresa, sobre el papel de México en la relación México-Cuba, Peña Nieto se limitó a recordar que históricamente ha buscado soluciones pacíficas a las controversias y, que desde el inicio de su gobierno, procuró relanzar la relación con Cuba. También mencionó que había manifestado a los dos gobiernos su disposición para contribuir a la normalización de la relación diplomática de esos países, pero no mencionó ningún papel específico en los acuerdos recientes. En las dos entrevistas, Peña Nieto evitó tocar los temas polémicos que se han abordado en el contexto de la Cumbre, es decir, la posición de Venezuela respecto a las sanciones estadunidenses por los señalamientos de represión política y, aspectos espinosos del diálogo Estados Unidos-Cuba. En temas domésticos, el mandatario mexicano se refirió ampliamente a las implementación de las reformas estructurales y abordó, como parte de la temática de la Cumbre, la necesidad de aumentar la cooperación para abatir la pobreza en la región. Peña Nieto se encontró esta mañana con los presidentes de Colombia, Juan Manuel Santos y de Perú, Ollanta Humala. Luego, sostuvo una reunión con su homóloga brasileña Dilma Rousseff. Posteriormente, participará en la paralela Cumbre Empresarial de las Américas, en el Diálogo de jefes de Estado, integrando una mesa con los presidentes Juan Carlos Varela, de Panamá; Dilma Rousseff, de Brasil; y Barack Obama, de Estados Unidos, bajo la moderación de Luis Alberto Moreno, presidente del Banco Interamericano de Desarrollo. Por la tarde, asistirá a la inauguración formal de la Cumbre de las Américas y, concluirá su programa de actividades en una cena de Estado ofrecida por el presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, a los 35 líderes del hemisferio.

Comentarios