Greenpeace denuncia falta de transparencia de Pemex ante explosión de plataforma

viernes, 3 de abril de 2015
México, D.F., (apro).- La organización ambientalista Greenpeace denunció hoy la “falta de transparencia” de Petróleos Mexicanos (Pemex) y “los intentos obvios de restar importancia a la magnitud de los daños”, ante la negativa de la empresa para permitir a los activistas el acceso a la plataforma petrolera Abkatun Alphan, en la Sonda de Campeche. Por la mañana Greenpeace solicitó a Pemex que le permitiera sobrevolar la zona aérea aledaña a la plataforma, con el fin de constatar y “dar testimonio de los probables daños y afectaciones provocados” por el incendio ocurrido la madrugada del pasado miércoles 1. “La única respuesta obtenida ha sido la falta de voluntad por parte de la dependencia”, reclamó Greenpeace, al añadir que “Pemex ha demostrado una y otra vez que no se puede confiar en sus afirmaciones”. Subrayó: “Como empresa propiedad del Estado y una piedra angular del modelo energético del país, Pemex está obligado a la transparencia, por lo que debe emprenderse una investigación independiente sobre este desastre”. El pasado miércoles 1 la organización ambientalista emitió un comunicado en el que presentó sus condolencias a los familiares de los trabajadores fallecidos, y estimó que el accidente “pone en evidencia una vez más que la apuesta por el petróleo es equivocada desde cualquier punto de vista: presupuestal, ambiental y social y de empleo”. Agregó: “Este evento en la Sonda Campeche, sumado a los derrames continuos en tierra y en aguas someras en diversas partes del territorio mexicano, demuestran que la reforma energética –completamente orientada a la explotación petrolera y que deja de lado el impulso ambicioso de las energías renovables– sigue siendo un negocio riesgoso, ineficiente y que sigue poniendo a México en el rumbo de un futuro con más emisiones de gases de efecto invernadero y más cambio climático”. Después del siniestro en el que fallecieron cuatro trabajadores (tres de la contratista Cotemar y uno de Pemex) y a raíz del cual siete más fueron hospitalizados –además de los 45 que recibieron atención médica–, Pemex aseveró que el estallido no provocó derrame de petróleo en la zona.

Comentarios