Indígenas de Guanajuato interpondrán queja contra el presidente del INE

miércoles, 20 de mayo de 2015
SAN MIGUEL DE ALLENDE, Gto., (apro).- El representante de la comunidades indígenas de San Miguel de Allende, Magdaleno Ramírez, interpondrá una queja en contra del presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova, por sus expresiones discriminatorias sobre los pueblos indígenas, particularmente el chichimeca, de Guanajuato, tras divulgarse una conversación telefónica del funcionario. “Como representante de pueblos indígenas en San Miguel, sí me pega, nos pega a todos. Estoy defendiendo a mis comunidades, a los indígenas de Guanajuato y del país. En un cargo público necesitamos gente sensible, que no se burle de los demás por ser indígenas, o pobres, o mujeres”, dijo en entrevista telefónica con Apro. Magdaleno encabezó el Consejo Estatal Indígena en Guanajuato, y forma parte de este organismo, cuyos integrantes se reunirán esta semana para intercambiar opiniones sobre la forma en que el consejero presidente del INE se refirió a los líderes de las naciones originarias, en conversación telefónica con el secretario ejecutivo del organismo, Edmundo Jacobo. Comentó que no participó en el encuentro que Córdova sostuvo con representantes de las naciones indígenas –del cual derivó la conversación divulgada este martes-, porque “estoy en mis comunidades luchando porque existe el deseo de atentar contra nuestros derechos, nuestra tranquilidad”, en alusión al proyecto para la construcción de una autopista de cuota que pretende atravesar varios asentamientos y zonas sagradas otomíes en esta región, y contra el cual se consiguió un amparo de la justicia federal. Sin embargo, en cuanto se enteró de los señalamientos del presidente del INE –quien se burló del modo de hablar de un representante chichimeca- “sentí una impotencia…quise tener a mi mano los elementos o llamar a ese señor, que no debe estar ocupando un cargo, así lo digo”. Magdaleno Ramírez refirió que la disculpa expresada este martes por Córdova no es suficiente y que su conducta no puede quedar sin sanción, por lo que recurrirá a la Procuraduría Estatal de los Derechos Humanos y, posteriormente, a la CNDH. “No me convence su disculpa, es una situación en la que se ve obligado a darla, pero si no se hubiera ventilado la llamada seguiría haciéndolo…por eso es importante poner un hasta aquí a quien sea”, añadió. Una autoridad debe tener una conducta estricta, seria y responsable, y más con los pueblos originarios, dijo, al considerar como un acto de desprecio los calificativos del consejero presidente del INE. “No es una distinción muy buena (para él); ningún humano, llámese como se llame, puede atentar contra otro humano. Lastima a nuestros pueblos indígenas que están luchando precisamente para eliminar la discriminación de los indígenas, de los vulnerables, discapacitados, ancianos, de todos”. Ramírez dijo haber establecido contacto con los integrantes del Consejo estatal indígena para determinar alguna otra medida o acción “porque algo se debe de hacer. Como broma o como sea, no puede existir esto en el siglo XXI; no se vale que personas que se sienten importantes nos estén lastimando de esa manera”. Por su parte, Dulce María López, integrante del Consejo estatal indígena y originaria de Misión de Chichimecas, confirmó a Apro que los representantes de los pueblos indígenas serán consultados para definir si emprenden alguna acción conjunta o se pronuncian al respecto.

Comentarios