El Inai ordena a la Semarnat entregar versiones públicas sobre ríos afectados en Sonora

viernes, 25 de septiembre de 2015 · 13:59
MÉXICO, D.F., (apro).- El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai) instruyó a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) entregar las versiones públicas de los estudios para la remediación de los ríos Río Bacanuchi y Sonora, afectados por el derrame de sulfato de cobre ocurrido el 5 de agosto del año pasado. , turnado a la comisionada Areli Cano Guadiana. Después de que un particular solicitó los estudios que se hicieron de agosto de 2014 al 12 de mayo de 2015 sobre el derrame de sulfato de cobre de la minera Buenavista del Cobre a los ríos señalados, la Semarnat sólo proporcionó ligas electrónicas y aseguró que no había realizado ningún estudio sobre el derrame de sulfato de cobre, que según el gobierno federal fue el más grave en la historia reciente de la industria minera en México. La dependencia señaló que contaba con información presentada por las empresas Buenavista del Cobre y Operadora de Minas e Instalaciones Mineras, que incluía estudios para llevar a cabo la remediación de la cuenca del río Bacanuchi, afluente del Río Sonora, pero que estaba clasificada como reservada con base en el artículo 14, fracción VI de la Ley Federal de Transparencia, por encontrarse en etapa deliberativa. Además de que la documentación contenía información confidencial, propiedad de la empresa que presentó la propuesta de remediación, atinente a los procesos, insumos, técnicas y procedimientos para la remediación de la zona, por lo que se actualizaba la causal de información confidencial prevista en los artículos 18, fracción I y 19 de la Ley Federal de Transparencia en relación con el artículo 82 de la Ley de Propiedad Industrial. Inconforme con la respuesta, el solicitante interpuso un recurso de revisión ante el IFAI, que al realizar el análisis de las constancias del expediente concluyó que no existe un proceso deliberativo y que la información no se refiere a recomendaciones o puntos de vista de servidores públicos, sino a niveles de cumplimiento de reparación del daño, previamente establecidos en normas oficiales mexicanas. Aunado a ello, que los estudios no se encuentran relacionados con procesos productivos, económicos y/o comerciales de las empresas, y que la información no permitiría obtener ventajas competitivas o económicas ante terceros. La comisionada Areli Cano Guadiana, responsable del proyecto, expresó la importancia de contar con caudales que no representen un riesgo para la salud, pues en el caso de los ríos Bacanuchi y Sonora son los principales afluentes de abastecimiento de agua para las poblaciones aledañas y permiten el desarrollo de actividades urbanas agropecuarias e industriales, como la minera, que pueden impactar en el equilibrio ambiental. Con base en ello, el pleno del INAI determinó modificar la respuesta de la Semarnat y le instruyó a proporcionar una versión pública, protegiendo los datos personales, de los estudios que se hubieran realizado desde agosto de 2014 hasta el 12 de mayo de 2015, con motivo del derrame de sulfato de cobre a los ríos Bacanuchi y Sonora. Es decir, los estudios de caracterización y de evaluación de riesgo ambiental presentados como parte de los requisitos dentro del expediente SEMARNAT-07-035-A Remediación, Emergencia Ambiental, por las empresas Buenavista del Cobre y Operadora de Minas e Instalaciones. Apenas en agosto pasado, el Inai ordenó a la misma dependencia entregar una nueva versión pública de la Cédula de Operación Anual presentada por la minera Buenavista del Cobre, implicada en el derrame de 40 mil metros cúbicos de materiales tóxicos en los Ríos Sonora y Bacanuchi en agosto de 2014.

Comentarios