Alumnos del IPN reciben apoyo en la UNAM y UAM; 'nada cambiará”, dice Nuño

viernes, 15 de abril de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Por segundo día consecutivo, estudiantes del Instituto Politécnico Nacional (IPN) se manifestaron contra la adscripción de esa institución educativa a la oficina del secretario de Educación Pública (SEP); pero ahora con el apoyo de alumnos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM). Las protestas comenzaron alrededor de las 10 de la mañana, cuando cientos de politécnicos cerraron la circulación de la avenida Canal de Miramontes, frente a la sede de la rectoría de la UAM, en cuyo interior se encontraba el titular de la SEP, Aurelio Nuño, para encabezar un acto oficial del Consejo de Universidades Públicas e Instituciones Afines. Ahí, reiteraron su rechazo al anuncio que el pasado miércoles 13 se publicó en el Diario Oficial de la Federación por instrucciones del presidente Enrique Peña Nieto. Su argumento es que la adscripción a la oficina del titular de la SEP viola la autonomía del IPN. Los inconformes exigieron la presencia de Nuño Mayer para entablar un diálogo sobre el asunto y que ordene dejar sin efecto el acuerdo publicado. Aurelio Nuño ofreció su versión, pero desde el interior del auditorio de la UAM y arropado por los rectores de ésta institución  Salvador Vega, la UNAM Enrique Graue, así como el director general del IPN Enrique Fernández y el secretario de Desarrollo Social José Antonio Meade. Ante ellos, aseguró que la adscripción del IPN a su oficina no provocará ninguna modificación interna en la casa de estudios ni en los derechos de los trabajadores. De hecho, aclaró que desde su creación, en 1936 por mandato del presidente Lázaro Cárdenas, el Instituto ha pertenecido a la Secretaría. El funcionario hizo un llamado a la comunidad politécnica “a que no se dejen confundir… (el acuerdo) no implica ningún cambio interno en el IPN. Es una institución que seguirá siendo exactamente la misma”. También explicó que la determinación de adscribir al IPN a su oficina fue a petición de integrantes de la comunidad politécnica, entre  directivos, maestros y estudiantes para que no haya “intermediarios” en la relación entre la institución y la secretaría. Y reiteró que el instituto seguirá como un órgano desconcentrado regido por su propia Ley Orgánica, mismo que le otorga autonomía para crear sus planes de estudio. “Nada de esto ha cambiado”, dijo. Reciben apoyo en CU Hacia las tres de la tarde, cientos de politécnicos inconformes --incluidos estudiantes del CECyT 12 que antes marcharon en el centro de la ciudad--, se trasladaron hasta la Ciudad Universitaria y entraron a la explanada de la rectoría de la UNAM entonando “huelums” y “goyas”. Su destino eran las llamadas “islas”, donde ya los esperaban para realizar un mitin de apoyo. Con letreros que decían “IPN en pie de lucha”, “Todos somos IPN” y “Somos burros, pero no pendejos”, los estudiantes reiteraron el rechazo al acuerdo publicado por la SEP y la dirección del Politécnico. Los participantes del mitin acordaron continuar con las manifestaciones en las calles de la ciudad en defensa hasta que las autoridades anulen el acuerdo mencionado. Además, se pronunciaron por crear un movimiento nacional de universidades públicas en defensa de la educación pública y gratuita y contra la reforma educativa. Además, criticaron que el secretario Aurelio Nuño no los reciba y que, por el contrario, se hayan enterado de su postura oficial mediante los medios de comunicación. De cualquier forma, agregaron que no están convencidos de ella, por lo que advirtieron que insistirán en su exigencia de ser recibidos por el funcionario. Tras la publicación del acuerdo, las protestas iniciaron ayer, cuando cientos de estudiantes y trabajadores de distintas escuelas del IPN marcharon desde las distintas escuelas politécnicas hacia la sede de la SEP, en el centro de la ciudad, para rechazar la medida. Las movilizaciones de los politécnicos reviven a más de un año y medio de la lucha que protagonizaron para rechazar los cambios de estudio y el nuevo reglamento de la institución educativa.

Comentarios