El narco infiltró los procesos electorales, advierte 'Desde la Fe”

lunes, 16 de mayo de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Como producto del vacío institucional que se vive en México, una vez más el narcotráfico ha tomado las riendas en algunos estados para imponer a sus candidatos rumbo a las elecciones del próximo 5 de junio, y en otras entidades el flagelo de la violencia y asesinatos contra periodistas sigue su curso. Así lo destaca la Arquidiócesis de México en su editorial Desde la Fe, donde asegura que la “infiltración del crimen organizado, de su poder corruptor y decadente contra la democracia” es “una realidad oculta”. El texto señala que de cara al proceso electoral de junio, “todo parece indicar que el narcotráfico nuevamente está en coyunturas específicas, no por casualidad, sino producto de los vacíos institucionales”. Añade: “La violencia continúa y el narco es implacable y descarado. Las elecciones del 5 de junio se desarrollarán en condiciones delicadas con el mayor de los cuestionamientos sobre efectivos blindajes que, elección tras elección, son firmados a través de acuerdos entre organismos electorales y partidos políticos, pues parece ser que el narco nuevamente ha tomado las riendas en algunos estados, patrocinando candidatos de elección popular que actúan en nombre de esa realidad arraigada para conseguir espacios políticos locales y federales. Si así fuera, esto no sería nuevo”. Según el editorial, en las entidades donde se elegirán gobernadores (12), entre ellas, Chihuahua, Oaxaca, Veracruz, Puebla y Quintana Roo, los electores “viven de rodillas, sometidos a los dictados de la delincuencia. Plazas controladas por cárteles despiadados y demoníacos recuerdan cómo la historia viene a confirmar que siguen activos para hacerse del control social y económico. Prosigue: “‘Columnas armadas’ enseñan el músculo de poderes fácticos amedrentando a aspirantes y partidos para obligarlos a sumarse a otras candidaturas. Nada parece detener el narcoterror, a pesar de inversiones millonarias en programas y el envío de elementos de las fuerzas armadas para restaurar el orden y la paz, que son bellos y anhelados recuerdos en la memoria”. La Arquidiócesis de México también destaca “el flagelo de la violencia y asesinatos contra periodistas” en diversos estados del país –con Veracruz a la cabeza–, y subraya que la decadencia moral y de valores “es evidente cuando el imperio del crimen es de cuño corriente, mientras gobernadores salientes son juzgados de incompetentes, corruptos y cínicos”. Sostiene que la carrera electoral entre aspirantes está salpicada de acusaciones de enriquecimiento ilícito, y en muchos de los estados “hay pobreza rampante, caldo de cultivo del crimen ante el fracaso de las políticas de desarrollo, mientras instituciones como la familia y el matrimonio están bajo impacto en la descomposición social propiciadora de la subcultura de la violencia”. Remata: “En las elecciones se percibe el tufo del narco”.

Comentarios