Pide la CNDH a gobierno y la CNTE "construcción de acuerdos"

lunes, 27 de junio de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) lamentó los hechos de violencia ocurridos en Nochixtlán, Oaxaca, el pasado domingo 19, y ratificó su convicción “sobre el valor del diálogo, el entendimiento y la construcción de acuerdos” para solucionar los diferendos. En un pronunciamiento publicado este lunes en diarios nacionales, el organismo aplaudió la mesa de diálogo entre el gobierno federal y la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) –que se abrió después de 36 días de paro–, e hizo un llamado a las partes para que den una muestra “inequívoca de voluntad para avanzar en la construcción de soluciones duraderas, procurando el pronto establecimiento de condiciones de normalidad” en Oaxaca, “que no impliquen afectación alguna a los derechos de las personas”. Luego de reiterar su solidaridad, apoyo y acompañamiento a las víctimas del desalojo en Nochixtlán, con saldo de ocho personas muertas, la CNDH destacó: “El respecto y la vigencia de la ley, debe guiar y sustentar la actuación de todas las mexicanas y mexicanos. Autoridades y sociedad debemos sujetar nuestra conducta al marco legal, con respeto pleno a los derechos fundamentales de las personas”. Señaló, asimismo, que en el ámbito de su competencia investiga los hechos violentos del pasado domingo 19, y reiteró la necesidad de que “se construya un entorno de paz y entendimiento, que garantice la convivencia pacífica entre las y los mexicanos en el marco de la ley”. La CNDH manifestó su preocupación por las afectaciones económicas, sociales y culturales en Oaxaca e hizo un llamado a las partes involucradas para propiciar la construcción de acuerdos que restablezcan la paz y el orden en el estado, “teniendo como eje articulador el respeto a los derechos humanos y la legalidad. Demandó a las autoridades competentes realizar las indagatorias correspondientes para determinar y sancionar los ilícitos que se hubieren cometido de una y otra parte, y brindar a cada una de las víctimas, así como a sus deudos y familiares, la atención y apoyo que requieran. De igual manera, preservar los derechos de terceras personas y propiciar que se respeten y sean vigentes los derechos de niñas, niños y adolescentes. Como último punto, la CNDH exigió garantizar el libre desarrollo de las tareas que llevan a cabo periodistas y comunicadores en aras de preservar su derecho a la libertad de expresión, así como el derecho a la información que asiste a toda la sociedad.

Comentarios