'Mal comienzo”, la renuncia de Andrade y el 'perdón” de Peña: senadores

lunes, 18 de julio de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La renuncia de Virgilio Andrade como titular de la Secretaría de la Función Pública (SFP) es “un mal comienzo” del Sistema Nacional Anticorrupción, debido a que puede ser propuesto por el Ejecutivo federal como titular de la Secretaría de Control Interno, dependencia que sustituirá a la SFP, advirtió el senador Miguel Barbosa, coordinador de la bancada del PRD. Respecto del “perdón” del primer mandatario Enrique Peña Nieto, Barbosa afirmó que se trataba de un “hecho político inédito”, pero “tiene que ver con una estrategia para poder empezar a desmantelar la percepción del ejercicio del poder público rumbo al 2018”. Por su parte, el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales del Senado, el priista Enrique Burgos, aclaró que será hasta septiembre cuando la Cámara alta analice la nueva propuesta de Peña Nieto para titular de la Secretaría de Control Interno. Burgos atribuyó la renuncia de Virgilio Andrade a “una voluntad de permitir que el nuevo marco legal de combate a la corrupción se implemente y cierre de manera integral y coordinada”. El exgobernador de Querétaro precisó que tanto el sustituto de Andrade como de los seis integrantes del equipo conductor del Sistema Nacional Anticorrupción se analizarán en el Senado hasta septiembre próximo, cuando inicie el periodo ordinario de sesiones. La senadora Dolores Padierna, del PRD, advirtió que los nuevos nombramientos deben “pasar el filtro de las consultas con especialistas, la aprobación meditada de las organizaciones de la sociedad civil y la máxima publicidad del proceso”. La legisladora advirtió que una muestra de “voluntad” es que el sustituto de Andrade realice una “investigación profunda e imparcial de los llamados Panamá Papers, donde Juan Armando Hinojosa Cantú ha sido reiteradamente señalado por el ocultamiento de 100 millones de dólares en sociedades off shore”. “A diferencia del pasado, el nuevo titular de la Función Pública debe cumplir con las capacidades y con un perfil susceptible de inspirar la confianza social para realizar eficazmente todas las tareas de control interno implicadas en la próxima implementación del Sistema Nacional Anticorrupción”, agregó Padierna. Por su parte, la senadora independiente Martha Tagle, impulsora de la llamada Ley3de3 en la Cámara alta, consideró que el nuevo Sistema Nacional Anticorrupción “no admite borrón y cuenta nueva” y, por tanto, es “necesario aclarar y castigar” el escándalo en torno a la Casa Blanca.

Comentarios