Más de 300 desplazados por la violencia buscan asilo cada mes en EU, alerta ONG

lunes, 5 de septiembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En la garita de San Isidro en Tijuana, Baja California mes con mes se atienden 300 casos de personas desplazadas –en su mayoría huyen por la violencia–, quienes buscan asilo en el país vecino, pero apenas 1% logra su objetivo, alertó José Ascención Moreno, de la Coalición Pro-Defensa del Migrante. Al presentar el estudio “La migración forzada mexicana hacia la frontera norte. ¿Y nuestra solidaridad?”, Moreno detalló que la mayoría de quienes buscan “asilo político” en Estados Unidos lo hacen con todo y familia, por lo que es muy común observar a mujeres y niños viviendo en estos refugios en la región fronteriza, en lo que se resuelve su caso. “Hace tres años este mismo estudio nos hablaba de 40 casos por mes, hoy hablamos de 300 diarios, la mayoría son desplazamientos de migración forzada, en donde interviene la violencia, y en que estas familias pueden vivir hasta 15 días en los distintos albergues, pero muchas veces una vez que se cumple este lapso, tienen que regresar a sus lugares de origen, o se quedan en Tijuana, en muchos casos en situación de indigencia”, explicó Moreno. La mayoría proviene de entidades del norte del país como Tamaulipas, Sinaloa, Coahuila, Chihuahua y la propia Baja California, y del centro es común que lo hagan de Michoacán o del Estado de México. Acompañado de la Fundación Fundar, de la asociación Knippen y de American Friends Service Comittee, Ascención Moreno señaló que de junio a la fecha se ha visto incrementado notoriamente el caso de migrantes extranjeros quienes buscan asilo político a través de la misma región fronteriza de Tijuana. “Hemos documentado, tenido conocimiento de 8 mil casos de junio a la fecha, son personas que provienen de naciones como Haití o Dominicana, de África y de otras regiones, quienes buscan asilo político en Estados Unidos y a quienes se les da preferencia por encima de los mexicanos”, lamentó. La asociación Madre Asunta recibió como refugiadas a mil 106 mujeres, de entre 18 y 40 años, quienes fueron atendidas con sus hijos. Según los reportes, son las extorsiones, secuestros y asesinatos lo que ha orillado a estas personas a salir de su entorno geográfico inmediato para buscar asilo en la Unión Americana o en su defecto en la frontera con México.

Comentarios